Escucha esta nota aquí

Todos ya están avisados. La llegada de las 90.000 vacunas Pfizer, comprometidas por el mecanismo Covax, se anunció para el 15 de febrero, como punto de partida.

Con este dato, las autoridades se han movilizado en busca de tecnología de refrigeración que garantice una temperatura por debajo de los 80 grados centígrados, y por ende de las propiedades de las dosis.

En La Paz, según María Renée Castro, viceministra de Promoción, Vigilancia Epidemiológica y Medicina Tradicional, ya se ha preparado una cadena de frío para las vacunas Pfizer, con un equipamiento especial en el Instituto Nacional de Laboratorios de Salud (Inlasa).

En Santa Cruz, de acuerdo al secretario departamental de Salud, Joaquín Monasterio, ya se entablaron acuerdos con el hospital de la Universidad Aquino de Bolivia (Udabol). 

La autoridad aseguró que su freezer será suficiente, ya que calculan tiene capacidad para 100 mil dosis. El dato fue confirmado por Claudia Camacho, vicerrectora de Udabol, que también anunció la llegada de un segundo freezer de este tipo. También desde la Alcaldía cruceña se iniciaron gestiones con el Banco Regional de Sangre, que tiene un freezer especial -de dos- a disposición, en caso de que fuera necesario.

Monasterio reconoció que, debido a las grandes necesidades de refrigeración de las Pfizer, queda descartado que estas vacunas sean enviadas a las provincias.

Dijo que es muy probable que las dosis Oxford-AstraZeneca, anunciadas por el gobernador Rubén Costas, beneficien a los demás municipios, ya que no tienen grandes requerimientos de logística para mantener la cadena de frío, y que la distribución se hará con base en las estadísticas del Servicio Departamental de Salud (Sedes) y en coordinación con la red provincial de salud.

Según Monasterio, hasta la fecha solo se ha inmunizado al 10% del personal de salud del tercer nivel, entre Emergencia, Unidad de Cuidados Intensivos (UTI) y Unidad de Cuidados Intermedios (UCI). En el segundo nivel, únicamente recibieron vacuna los recursos humanos de UCI.

En El Bajío del Oriente fueron 100 dosis; en el Francés, 80; en el Plan 3.000, fueron 50; y en La Pampa, 75”, explicó Marisabel Vaca, secretaria municipal de Salud.

La logística

Las 90.000 vacunas de Pfizer se sumarán a las 500.000 de Sinopharm, previstas para fin de mes, según anuncio del presidente Luis Arce

La viceministra Castro explicó a EL DEBER que el plan de vacunación contra la Covid-19 tiene dos fases.

La primera contempla varias etapas: vacunar inicialmente al personal médico, y todo el recurso humano de salud que trabaja en una primera línea. La siguiente etapa beneficiaría a la población mayor de 60 años y también a quienes tienen enfermedades de base, por su alta propensión a enfermarse de forma severa, de fallecer y a ser hospitalizada.

En la segunda fase también hay grupos priorizados, que si bien tienen menor riesgo que el personal de salud, afrontan niveles de exposición alto, como periodistas, militares, las personas que venden alimentos, comerciantes, trabajadoras sexuales. Además, se vacunará a todas aquellas personas que por algún motivo no hubieran sido inmunizadas dentro de la primera fase.

Posteriormente, en la siguiente etapa, vamos a llegar a todas las personas que no tienen ningún factor de riesgo, de 18 a 59 años (de edad)”, indicó Castro.

Con la adquisición de la Gobernación de Santa Cruz, Costas aseguró que el objetivo era llegar a la mayor cantidad de gente.

“Con esta vacuna vamos a cubrir a 50 mil personas, el Sedes conoce el protocolo para administrarla”, dijo, a tiempo de aclarar que el grupo prioritario es el de los médicos, trabajadores de salud, mayores de 60 años y la gente con enfermedad de base. “En la segunda etapa inmunizaremos a gente entre los 18 y 59 años”, agregó.

El gobernador garantizó un equipo de 25.000 personas del área de la salud en todo el departamento, para cubrir todo el proceso de vacunación.

Monasterio dejó en claro que como Gobierno Departamental aún no saben cuántas dosis de entregarán a Santa Cruz, y que esperan “cualquier cosa. La otra vez nos dijeron 6.000 y nos dieron 4.000, recién vamos a saber cuando ellos nos informen”.

Pero sobre la capacidad para conservar las vacunas Pfizer, Monasterio garantizó que no habrá problema alguno: “Con el equipo de la Udabol ya estamos bien”.

Marisabel Vaca, secretaria municipal de Salud, explicó que ha tenido reuniones sobre el tema con el Ministerio de Salud y el Sedes, pero que aún no recibió confirmación de fecha y cantidad de vacunas para la capital cruceña, y que a pesar de eso ya han analizado todo lo que respecta a la cadena de frío con que se cuenta en el municipio.

Moisés Salces, como alcalde de San Ignacio de Velasco informó que en esa población ninguna persona del área de la salud ha sido inmunizada contra la enfermedad Covid-19.

Como presidente de la Asociación de Municipios de Santa Cruz (Amdecruz), Salces aseveró que no ha sido contactado para darle a conocer un plan de vacunación en las provincias.

Comentarios