Escucha esta nota aquí

El secretario ejecutivo del Movimiento Demócrata Social, Vladimir Peña, cuestionó la complicidad de algunos administradores de justicia que comulgan con el Movimiento Al Socialismo (MAS), que apuran la liberación del exministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana.

Quintana, el personaje más oscuro y funesto del régimen de Evo Morales, quiere recobrar su libertad con la complicidad de la justicia azul. Un fallo esta madrugada, anuló la orden de aprehensión. Si el MAS cree que retornará la manipulación de la justicia, se equivoca”, manifestó en su cuenta tuit.

En ese sentido, señaló que el Ministerio de Gobierno y la Fiscalía deben activar mecanismos legales para evitar su fuga, mientras se realiza una reforma total de la justicia.

“El MAS ya no tiene los dos tercios. Hay una oportunidad para cambiar la justicia azul. Por eso, creemos que una de las principales tareas de la nueva Asamblea tiene que ser, plantear una reforma profunda y urgente de la justicia en el país. Tenemos que acabar con esta justicia azul, poner nuevos jueces probos e independientes que estén al servicio de la sociedad boliviana y no a un partido político”, expresó.

A primeras horas de la madrugada de este domingo, la jueza 3ra. Anticorrupción de La Paz, Claudia Castro, dejó sin efecto una orden de aprehensión sobre Quintana, que es investigado por sedición y terrorismo, entre otros delitos.

Según la magistrada, la orden quedó sin efecto porque se vulneraron derechos a la exautoridad y sobre todo, porque hubo errores de procedimiento. Sostuvo que la orden de aprehensión se emitió sin previo conocimiento de un juez. Además, aseguró que dicho mandamiento se lo hizo sin antes citarlo para que se defienda.