Escucha esta nota aquí

Soy Cirila Tapendaba Urapiri, nací en Ascensión de Guarayos, el 14 de febrero de 1986, soy hija de Manuel Tapendaba Iraipi y Concepción Urapiri Uracotena". Así se presenta la nueva presidenta de la Nación Gwarayú.

Cirila dijo que son cinco hermanos, tres varones y dos mujeres. "Mis padres, en realidad, tuvieron 14 hijos, pero nueve han fallecido por falta de medicamentos para sanar sus enfermedades. Soy la última de la prole. Estoy soltera, tengo tres hijos, dos niñas y un varón. Estudié Contabilidad en el instituto ICAP- UAGRM, a nivel técnico medio".

Cirila es la presidente de la Nación Gwarayú cuyo territorio alcanza a más de 1.532.000 hectáreas, tituladas como TCO Guarayos, donde casi el 90% se está trabajando bajo manejo forestal comunitario”.

La dirigente es huérfana de padre desde los 11 años, cuando cursaba el 5to. de primaria. Su madre quedó sola y se le hizo difícil cubrir con los gastos de educación para sus hijos. Por lo tanto, Cirila pidió permiso a su mamá para trabajar de niñera en la ciudad de Santa Cruz. Alos 12 años se preparó para la Primera Comunión en la Iglesia católica de Ascensión del Señor; continuó laburando como trabajadora del hogar hasta que cumplió 14; esta vez se presentó al templo para confirmar su fe con un nuevo sacramento.   

Cumplió 15 y no tuvo fiesta, trabajaba con una pareja de educadores, que la apoyaron para que retome sus estudios en un C.E.A.; sin embargo, no pudo acceder porque era menor de edad, por lo que optó por IRFA (Instituto Radiofónico Fe y Alegría), programa en los que cursó el 6to y 7mo grado.

A los 16 años se embarazó y dio a luz a su primera hija, Estéfani. Luego tuvo a José Armando. Sin pareja que la apoye en la crianza de sus retoños, no se amilanó, inició el camino de la dirigencia asistiendo a reuniones de la organización indígena, apoyando a los dirigentes de turno, trabajó incluso en el aseo de la Casa Grande Copnag; luego decidió continuar sus estudios y en el 2011 egresó de bachiller en el C.E.A. Seguidamente se formó en el instituto ICAP, en la carrera de Contabilidad, a nivel técnico medio.

En el 2015 tuvo a su tercera hija, Meritxell. Nuevamente se vio sola y sin el apoyo de su pareja, pero no decayó. Adoptó una niña de 3 años, quien hace una semana cumplió 15 años y es su cuarta hija. “Tenemos nuestro chaco y también criamos animalitos, como ser chanchos, patos y gallinas. Cuento con el apoyo de mi hijo José Armando”, afirma orgullosa.



¿Qué significa el cargo que ostenta y cómo desempeña su labor?

Represento a los siete pueblos indígenas a nivel de la Nación Gwarayú, para coordinar con los tres poderes del estado, como ser municipal, departamental y nacional, y con las ONG a nivel internacional, para buscar proyectos para el desarrollo y fortalecimiento de nuestra identidad cultural como nación Gwarayú.

¿Cuántas personas están asociadas a la organización?

La Central de Organizaciones de los Pueblos Nativos Guarayos (Copnag), aglutina a siete pueblos indígenas a nivel de la provincia Guarayos. Son los siguientes: Ascensión, Urubichá, Yaguarú, Salvatierra, Cururú, San Pablo y Yotaú.

Entre ellos también están la organización de mujeres indígenas, caciques, autoridades tradicionales, fundadores y la juventud. Es decir, soy una mujer indígena con la suficiente formación para gestionar mi territorio y trabajar mi tierra, también lo hago para alimentar a mi familia junto a mi pareja.

Gestiono casi dos millones de hectáreas, junto a un directorio y la totalidad de presidentes de las comunidades. Ese es mi trabajo diario. Y sin horario.

¿En qué consiste esa gestión?

De acuerdo con la CPE, en el artículo 30, sobre la elección de autoridades de acuerdo a normas y procedimientos propios, hemos elegidos a nuestros representantes departamentales, asambleístas y concejales indígenas.

¿Puede resumir en tres aspectos su labor?

1.- Ser dirigente y ser mujer es una combinación que aún en nuestra sociedad patriarcal no ha evolucionado, persiste la violencia política y el acoso laboral por personas que se dedican a querer dividir nuestra organización. Por ser mujer utilizan mensajes discriminatorios como el que, por ser mujer, no estamos preparadas para dirigir un territorio; nos denigran utilizando nuestra dignidad para mancharla, porque se sienten intimidados por nuestra capacidad como mujeres de poder dirigir una región, una nación o un país.

2.- El acoso político, por parte de organizaciones y dirigentes para presionarme a que me doblegue. Utilizando mi vida privada como herramienta para derrotarme.

3.- La falta de apoyo a nuestras demandas como TCO Guarayos en lo económico, productivo y social.

¿Qué necesidades tienen?

Como Copnag hemos trabajado una agenda estratégica 2021 - 2025, donde establecemos nuestras líneas de trabajo: Económico, Productivo, Ambiental, Salud, Educación, Organización, Género, etc., en ese marco estamos haciendo gestión para la TCO Guarayos.

En el área de salud, nuestro accionar ha sido clave para hacer frente a la pandemia del Covid-19, a través de la gestión de ayuda para la dotación de medicamentos y alimentos. Así también, desde nuestra experiencia cultural ancestral, el uso de la medicina tradicional, que ha sido revalorizada.

En nuestra TCO existen centros de salud de segundo nivel. Sin embargo, nuestro sistema de salud provincial es precario: falta ítems para salud, infraestructura, equipamiento y medicamentos.

¿Enfrenta problemas con las comunidades o los vecinos?

No estamos solos en nuestro territorio, Guarayos, hay mineros, soyeros, campesinos, empresarios, a veces hay conflicto entre ellos, otras veces, con las comunidades a las que represento. Por eso, también he tenido que aprender mucho sobre manejo y resolución de conflictos.

¿Cuál es su sueño más grande?

En el marco de los proyectos, mi visión es la de un territorio con sus pueblos felices, viviendo en armonía y en paz, también con su medioambiente.  Todos los proyectos encaminados a ese fin serán bienvenidos.

Todos debemos aprender mucho y crecer, yo pienso que el mayor problema de comunicarnos es que nos escuchamos para entender, sino solo para contestar.

Comentarios