Escucha esta nota aquí

Claudia Sitic Espada es ginecóloga obstetra y cirujana con especialidad en Patología Mamaria, actualmente es la jefe del Servicio de Mastología del Hospital Oncológico. 

En este artículo esclarece sobre los factores de riesgo que aumentan las posibilidades de desarrollar el cáncer de mama. Si bien con frecuencia hay factores que influyen en el desarrollo del mal, en verdad no lo provoca de forma directa. 

Sin embargo, los especialistas sostienen que en el caso específico del cáncer de mama existen antecedentes que pueden favorecer su aparición. Anotamos las posibilidades a modo de comprender los riesgos asociados que le permitirá tomar decisiones en el cuidado y prevención de esta enfermedad.

Factores de riesgo

A partir de los 50 años

El riesgo aumenta a medida que la mujer envejece y, en la mayoría de los casos, la enfermedad se desarrolla a partir de los 50 años.

Antecedentes personales
Si ha tenido cáncer en una mama presenta un riesgo más elevado de presentar un nuevo cáncer en el otro pecho.

Familiares
Los parientes directos con cáncer de mama que hayan desarrollado la enfermedad antes de los 45 años.

Menstruación temprana y menopausia tardía
Si comenzaron a menstruar antes de los 11 o 12 años, o llegaron a la menopausia después de los 55 años tienen un mayor riesgo de tener cáncer de mama. Esto se debe a que las células mamarias están expuestas al estrógeno y la progesterona durante un tiempo más prolongado.

Edad del embarazo
Si tuvieron su primer embarazo después de los 35 años o las que nunca tuvieron un embarazo a término corren más riesgo de tener cáncer de mama. El embarazo puede ayudar a protegerlas porque empuja a las células mamarias hacia la última fase de maduración.

Terapia de reemplazo hormonal
Después de la menopausia, el uso de la terapia hormonal de reemplazo, en los últimos 5 años o durante varios años, aumenta el riesgo de que una mujer tenga cáncer de mama.

Anticonceptivos orales o pastillas anticonceptivas
Algunos estudios sugieren que los anticonceptivos orales aumentan levemente el riesgo de tener cáncer de mama, mientras que otros no han mostrado relación entre el uso de anticonceptivos orales para prevenir el embarazo y el desarrollo de cáncer de mama. Este tema aún es objeto de investigación.

Raza y origen étnico
Las mujeres de raza blanca tienen más probabilidades de desarrollar cáncer de mama que las mujeres de raza negra.

Hiperplasia atípica de la mama
Este diagnóstico aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de mama en el futuro.

Se caracteriza por la presencia de células anormales, pero no cancerosas, que se encuentran en una biopsia.

Densidad de la mama
El tejido denso puede dificultar la detección de un tumor en las pruebas por imágenes. Se debe a mayores niveles de estrógeno que es un factor de riesgo particular. Por lo general, se reduce con la edad.

Sobrepeso / obesidad
Estudios han demostrado que las mujeres posmenopáusicas con sobrepeso u obesidad tienen mayor riesgo de desarrollar cáncer de mama. También son propensas a que el cáncer reaparezca después del tratamiento.

Actividad física
La disminución de la actividad física (caminata diaria de 30-60 minutos, por ejemplo) se asocia con el aumento del riesgo de desarrollar cáncer de mama.

Las subidas y bajadas de peso puede ser un factor de riesgo para que reaparezca después del tratamiento.

Alcohol
La investigación actual sugiere que consumir de 1- 2 vasos/copas por día (cerveza, vino, licor) aumenta el riesgo, así como también la posibilidad de que el cáncer reaparezca después del tratamiento.

Alimentos
No hay una investigación que confirme que comer o evitar ciertos alimentos reduzca el riesgo. Sin embargo, comer más frutas y verduras y menos grasas animales se asocia con la buena salud.

Claudia Sitic Espada / Ginecóloga Obstetra - Patología Mamaria / Instituto Mexicano del Seguro Social. Jefe del Servicio de Mastología / Hospital / Oncológico de Santa Cruz

Comentarios