Escucha esta nota aquí

El presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Salvador Romero, acaba de anunciar que el órgano electoral reconfirma la fecha de las elecciones generales para el 18 de octubre.

"El Tribunal Supremo Electoral ha aprobado por unanimidad la Resolución 205/2020 que confirma y establece el domingo 18 de octubre de 2020 como fecha definitiva, inamovible e impostergable de la jornada electoral", informó Romero.

El presidente del TSE señaló que es una fecha que no es la ideal ni la escogida por ninguna candidatura o fuerza política, social o regional, pero que debe ser aquella en la cual converjan todos los ciudadanos junto con los actores políticos.

"Una fecha que permite conciliar la protección de la salud pública, porque se aleja del pico de la pandemia, con la exigencia constitucional de elegir y posesionar a las autoridades del Poder Ejecutivo y Legislativo durante el año 2020. Una fecha que debe conducir a la tranquilidad social porque asegura y garantiza una elección limpia, transparente, preparada con solvencia técnica y conducida con imparcialidad política", informó.

Romero además indicó que el TSE  condujo una labor de concertación con los Poderes Legislativo y Ejecutivo, respetuosa del ámbito de competencias y atribuciones de cada uno, para generar las condiciones para que el proceso electoral cuente con las máximas garantías y facilidades.

"Con la Asamblea Legislativa se acordó la aprobación de una ley para fortalecer el proceso electoral. Esta norma transmite un mensaje político fuerte porque fue aprobada de manera unánime por las bancadas. En ese sentido, se ha recuperado el espíritu que, entre noviembre y diciembre del año pasado, permitió que los actores políticos acuerden las reglas del juego y puedan así confrontar en otras arenas sus puntos de vista antagónicos, legítimos en democracia, y entre los cuales deberá escoger la ciudadanía en algo más de dos meses", dijo la máxima autoridad electoral nacional.

Sobre el pedido de la Central Obrera Boliviana (COB) y Pacto de Unidad de que las elecciones generales de adelanten una semana, es decir, el 11 de octubre, Romero explicó que continúan con la predisposición de dialogar con los actores políticos, sociales o regionales, porque hay elementos importantes y que el TSE conoce las expectativas de los distintos actores como, por ejemplo, las medidas de seguridad de salud pública que se llevan  adelante, cómo se ha construido el saneamiento del padrón electoral o el cumplimiento del calendario electoral.

"Hoy hemos generado al país certeza al definir la fecha de las elecciones, sin embargo, el diálogo siempre está abierto", dijo Romero.