Escucha esta nota aquí

La justicia sorprendió ayer al candidato a la Alcaldía de Cochabamba por Súmate, Manfred Reyes Villa, y puso su habilitación nuevamente en duda, mientras que el MAS la tiene difícil en al menos cinco regiones del país.

En el eje central, el partido de Evo Morales perdería, según las encuestas, las alcaldías de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz, mientras que por el momento solo tendría asegurada la Gobernación de Cochabamba. Tiene una situación complicada también en Tarija, Chuquisaca y Beni.

El caso de Manfred

El Tribunal Supremo de Justicia complicó la habilitación de Manfred Reyes Villa a la alcaldía de Cochabamba, al emitir ayer una resolución en la que declara infundado un recurso que pretendía liberar al postulante de un proceso coactivo fiscal. Eso podría impedir que siga en carrera. La decisión final estará en manos del Tribunal Supremo Electoral.

El vocero de Súmate, Mauricio Muñoz, dijo a EL DEBER, que acababa de enterarse. “Nos sorprende que el Tribunal Supremo de Justicia resuelva este caso en días, cuando demora hasta un año en hacerlo. Esto demuestra de manera clara que existe injerencia del Gobierno sobre el Órgano Judicial y que manipulan nuevamente sentencias, jueces y juzgados” con el objetivo de evitar que Reyes Villa postule en Cochabamba. “Quieren ganar en la mesa lo que no pueden en la cancha”.

El TSJ declaró infundada la última instancia de apelación que interpuso Reyes Villa contra un proceso coactivo fiscal. Si el Órgano Electoral toma esa decisión como una sentencia ejecutoriada, la candidatura será inhabilitada.

Por su lado, el MAS, a 15 días de las elecciones subnacionales, intensifica la campaña en Tarija y Chuquisaca, sobre todo entre las fuerzas que aparecen peleando la punta en las encuestas para la gobernación, como Chuquisaca Somos Todos (CST) del disidente Damián Condori y el MAS, de Juan Carlos León. Para la Alcaldía se torna incierta la situación entre MAS, Unidos, CST, República 2025 y otros. En la región donde está la capital, el oficialismo tiene la sombra de un disidente.

El expresidente Evo Morales estará este fin de semana en la ciudad de Tarija para fortalecer la campaña preelectoral del candidato a gobernador del Movimiento al Socialismo (MAS), Álvaro Ruiz.

Carlos Acosta, presidente departamental de ese partido, confirmó el arribo de Morales, que se concentrará en las actividades proselitistas.

Informó también la presencia del mandatario Luis Arce, que visitará este viernes la ciudad de Yacuiba para cumplir una agenda de inauguración de obras del Gobierno Regional y de la Alcaldía.

Álvaro Ruiz, actual alcalde de Uriondo, es el candidato a gobernador por el MAS que disputa ese cargo subnacional con el exalcalde Óscar Montes y el actual gobernador, Adrián Oliva, que buscará su reelección el 7 de marzo.

La Gobernación de Beni está también muy complicada para el oficialismo. Su apuesta, Alex Ferrier, está por detrás del outsider, el médico José Alejandro Unzueta, seguido de la expresidenta Jeanine Áñez y, detrás, el exgobernador masista Álex Ferrier

La presión dentro del MAS es más que evidente. Morales insiste en que será una elección “histórica” para su partido. Hasta el momento, según las encuestas, tiene un mejor panorama en Potosí, Oruro, y Pando. Quedan dos semanas para revertir las cifras, y dar la sorpresa.

Comentarios