Escucha esta nota aquí

Edarlyn Reyes Ureña es un futbolista de República Dominicana que milita desde este año en Real Santa Cruz. Su nombre empieza a trascender en el fútbol nacional pese a que el equipo albo desconoce hasta el momento la victoria en  lo que va el campeonato.

Reyes tiene 23 años y llegó al equipo albo gracias a las gestiones del exfutbolista Iván Zerda, que en su etapa de jugador defendió los colores de varios equipos del país. 

En pocos partidos, este joven futbolista centroamericano ha sorprendido por su juego. Es rápido, hábil y con buenos recursos técnicos para superar rivales. Lo demuestra en Real, representativo cruceño al  que le está costando sostener el buen juego que practica por momentos.

Edarlyn marcó dos goles en la derrota de los albos contra Royal Pari por 3-2 (fecha 4), un duelo en el que los ‘blancos de El Pajonal’ ganaban con las anotaciones del dominicano.

Fue el partido en que marcó diferencia más allá de la caída de su equipo. A partir de este encuentro, dice él que conoció que ahora varios equipos están interesados en ficharle, aunque aclaró que en Real tiene contrato hasta el próximo año.

“En cada partido intento demostrar el jugador que soy. Que sea lo que Dios quiera más adelante. Mi familia está contenta con la experiencia que estoy viviendo en Bolivia. Siempre hablo como mi madre y mis hermanas. Recibo apoyo permanente de ellas. A veces es duro estar en otro país donde nadie te conoce, pero entiendo que estoy acá por algo y es justamente por mi familia”, declaró Edarlyn al programa Mundo  Deportes. El volante integró el mes pasado la selección preolímpica de su país para jugar partidos contra México, Estados Unidos y Costa Rica. Además, también jugó con la selección mayor en la que suma 15 partidos y a la que ha sido convocado para los próximos partidos de las eliminatorias del Mundial Catar 2022.

Reyes contó que antes de fichar en Real Santa Cruz, su representante lo ofreció a varios clubes bolivianos, entre ellos a los más grandes de Santa Cruz. “Es una anécdota porque me ofrecieron a Oriente Petrolero y Blooming y me rechazaron”.

Hoy la situación que vive este joven futbolista es diferente porque entiende que lo empiezan a conocer y los rivales saben lo puede aportar en el  juego.

“Me caracterizo por ser un jugador veloz y que no se cansa de correr. Lo vengo demostrando acá donde creo que los defensores son lentos, aunque sin menospreciar a los rivales. El fútbol boliviano es bueno y quizás lo malo es que hay muchos paros en el campeonato. Eso perjudica al jugador y a la liga misma”, expresó Reyes, quien admite su deseo de tener nuevos retos el próximo año ya sea en Bolivia u otro país de Sudamérica.

Comentarios