Escucha esta nota aquí

El emblemático estado de Barinas, en Venezuela, concentra el debate político en ese país luego de que se anulara la elección del opositor Freddy Superlano y se ordenara repetir los comicios para gobernador.

En Venezuela las elecciones regionales del pasado 21 de noviembre no han terminado. En uno de los 23 estados donde las gobernaciones estaban en disputa se repetirán los comicios el 9 de enero, luego de que el Tribunal Supremo de Justicia anulara la totalización de votos que le dieron la ventaja al opositor Freddy Superlano, frente al candidato a la reelección, Argenis Chávez, hermano del fallecido expresidente Hugo Chávez.

El Supremo argumentó que Superlano estaba inhabilitado por parte de la Contraloría General y no podía competir, algo que el Consejo Nacional Electoral no tomó en cuenta porque, según indicó el rector Roberto Picón, nunca lo supo. Los magistrados ordenaron repetir la elección, en lo que ha sido calificado como una usurpación de funciones al Poder Electoral.

Argenis Chávez renunció a la gobernación y a sus aspiraciones a la reelección, y Nicolás Maduro anunció que su ministro de Comercio, excanciller, exvicepresidente del país, y exyerno de Hugo Chávez, Jorge Arreaza, será el abanderado del oficialismo para ganar la silla que antes han ocupado el padre de Chávez y dos de sus hermanos, en lo que calificó como un "espacio simbólico".

Del lado de la oposición, Freddy Superlano no puede competir por lo que la plataforma unitaria, la MUD, decidió postular a su esposa Aurora Silva, pero no pudo ser inscrita por una inhabilitación de última hora. Su jefe de campaña, Julio César Reyes, tampoco pudo hacerlo por la misma razón.

"Inhabilitan a otros dirigentes políticos que iban a ser opción a la candidatura de la gobernación", dijo este lunes el opositor Freddy Superlano, inhabilitado tras derrotar al hermano mayor de Chávez

La tarea le quedó finalmente a Sergio Garrido, quien acaba de ganar el 21 de noviembre pasado un cargo como legislador regional, y ya ha recibido el respaldo de partidos opositores que antes fueron divididos.

El vicepresidente del Consejo Electoral, Enrique Márquez, dijo que las inhabilitaciones sobrevenidas aumentan la desconfianza en el voto que se busca reinstitucionalizar en un país donde la abstención fue protagonista los últimos cinco años.

La elección en Barinas del 9 de enero no tendrá observación de la Misión Electoral europea que se fue del país el 5 de diciembre.

Comentarios