Escucha esta nota aquí

Las autoridades sanitarias de Roma han registrado hasta ahora tres casos de personas infectadas con la viruela del mono, después de los detectados en Europa y Estados Unidos de esa enfermedad endémica en África Central y Occidental.

La enfermedad fue identificada el jueves por primera vez en un joven que había regresado recientemente de las Islas Canarias (España) y en otras dos personas este viernes, indicó el Instituto de Enfermedades Infecciosas del Hospital Spallanzani de Roma. 

Los pacientes se encuentran aislados y están recibiendo tratamiento, precisó el hospital.

El responsable del sector salud de la región Lazio (que incluye a Roma), Alessio D'Amato, confirmó el jueves en las redes sociales el primer caso en Italia y explicó que la situación está "bajo vigilancia constante". 

Por su parte, el ministro de Salud, Roberto Speranza, confirmó a los medios de prensa que se mantiene "un nivel de vigilancia alto".

La enfermedad, que puede transmitirse de persona a persona a través de gotitas de aire, contacto corporal estrecho o compartiendo ropa de cama u objetos contaminados, se manifiesta con fiebre, dolores musculares, ganglios linfáticos inflamados y erupciones en las manos y la cara, como la varicela. 

Las autoridades sanitarias recomiendan que el contagiado mantenga una cuarentena de unas tres semanas, el tiempo que tardan aproximadamente en desaparecer las heridas que provoca.

El Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC) publicará su primer informe con la evaluación de los riesgos "a principios de la próxima semana", precisó la agencia de la Unión Europea para enfermedades y epidemias. 

La agencia está "supervisando la situación de cerca" y recomienda "aislar y evaluar los casos sospechosos y denunciarlos con prontitud".


Francia y Alemania también confirman casos

Francia y Alemania confirmaron este viernes sus primeros casos de viruela del mono, uniéndose así a varios países de Europa y Norteamérica, donde ya se registraron casos de esta enfermedad oriunda de África central y occidental.

Un primer caso de viruela del mono se registró el jueves en Francia, en un hombre de 29 años que no había viajado a un país donde circula el virus, anunciaron las autoridades sanitarias.

El hombre se encuentra aislado en su domicilio en la región de París y las autoridades identifican a sus contactos para informarles de cómo actuar para limitar la propagación del virus.

El instituto de microbiología de las fuerzas armadas alemanas dijo por su parte haber detectado el virus en un paciente que desarrolló lesiones en la piel, uno de sus síntomas.

La viruela del mono es una enfermedad poco común originaria de África. El virus puede transmitirse por el contacto directo con heridas de la piel o membranas mucosas de una persona enferma.

Este también puede transmitirse a través de los fluidos o el contacto con el entorno de la persona enferma, como ropa de cama, ropa, platos, toallas de baño, etc. 

Desde el 14 de mayo, se confirmaron casos, sin vínculo directo con un viaje a África, en el Reino Unido, España, Portugal, Bélgica, Suecia e Italia, así como en Estados Unidos y Canadá.

Sus síntomas incluyen fiebre, dolores musculares e inflamación de los ganglios linfáticos, antes de provocar una erupción parecida a la varicela en el rostro y el cuerpo.

La enfermedad, generalmente benigna, se supera al cabo de dos o tres semanas. El virus, que infectó a miles de personas en África central y occidental en los últimos años, no suele ser mortal.



Comentarios