Escucha esta nota aquí

Robert Blanco, presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, reconoció al Tribunal de Honor del club  San José de Oruro como representante oficial ante una profunda crisis institucional debido a cuantiosas deudas con su plantilla y ex jugadores que militaron en pasadas temporadas en el primer equipo.

Blanco respondió este lunes a Luis Cossío Alanez (presidente), Serapio Humérez Camacho (vicepresidente) y David Rivero Blancourt (secretario general), miembros del referido Tribunal, a la carta que enviaron a la FBF informando sobre la revocatoria de su cargo a  Huáscar Antezana, quien desde febrero presidía el club santo. La decisión de revocar a Antezana fue asumida ante la falta de solución a las demandas múltiples de los jugadores y de fallos en su contra que había sumado San José por un monto que se aproxima al medio millón de dólares.

 San José se encamina a sufrir duras sanciones y el Tribunal de Honor pretende administrar el club hasta que puedan organizarse las próximas elecciones para renovar el directorio del club.

“Le comunicamos que la  Federación Boliviana de Fútbol (FBF) tiene a bien registrar sus nombres como representantes legales del club San José para todos los asuntos concernientes a la FBF como miembro”, dice la respuesta de la FBF con las firmas Robert Blanco, presidente, y Javier Peralta, director general ejecutivo.