Escucha esta nota aquí

Los 200 brigadistas de Argentina, entre militares y cascos blancos, partieron este jueves con camiones cisternas, grúas, topadoras y un acoplado con una planta potabilizadora de agua para ayudar a sofocar el incendio en la Chiquitania.

El contingente trabajará en cuadrillas de 10 integrantes con expertos en motobombas, motosierras y personal de la Cruz Roja, señaló la agencia de noticias Telam.

Son 100 militares y 100 cascos blancos que se desplazan como personal de apoyo logístico en este tipo de siniestros forestales.

El Jefe de la Unidad Ejecutora de Apoyo, Julio Ithurrart, tiene amplia experiencia en incendios en territorio argentino, por lo que esta será la primera vez que actuará fuera de su país.

Óscar Aguad, ministro de Defensa de Argentina, despidió a los brigadistas en el Campo de Mayo de Buenos Aires, en instalaciones de la Agrupación Ingenieros 601 del ejercito del vecino país.

“Cada uno de ustedes va a representar a la Argentina en este desastre causado por el cambio climático. Van a hacer lo imposible para ayudar a los hermanos bolivianos”, dijo Aguad.

El embajador de Argentina en Bolivia, Normando Álvarez García, estimó que el contingente de brigadistas estará hasta el sábado en la Chiquitania.

También te puede interesar: