De acuerdo con la Ley 700, el biocidio se sancionará con privación de libertad de dos a cinco años

5 de octubre de 2022, 22:40 PM
5 de octubre de 2022, 22:40 PM

Marcelo G. S. fue aprehendido este miércoles por efectivos de la Policía Forestal y de Protección al Medio Ambiente (Pofoma), luego de que se virilizara en redes una filmación en la que se lo observa estrangulando a su gato, pese a que tres mujeres, entre ellas una niña, le piden que deje al animal.

Este violento hecho se registró en el barrio Bibosi, del Distrito 1, del municipio de La Guardia, hasta donde llegaron los agentes policiales esta tarde para poder capturar al sindicado, quien confesó que había enterrado a su mascota en el patío trasero de la vivienda que alquila.

Los uniformados exhumaron los restos del felino para trasladarlo hasta la veterinaria de la universidad estatal, de la capital cruceña, en donde se le practicará una necropsia para determinar las causas de la muerte.

El cuerpo del gato fue exhumado con ayuda los efectivos de Pofoma


En el video que se hizo viral, se observa a Marcelo G. S. estrangulando al animal cerca de la reja de la vivienda. Quienes grabaron el hecho fueron tres mujeres, entre ellas una niña, que le piden al hombre que no mate al gato, pero este hace caso omiso. “Suéltelo, no lo ahorque, suéltelo”, se escucha suplicar a la menor con la voz entrecortada.

Marcelo G. S. declaró en calidad de denunciado esta tarde ante el fiscal Edson Almanza y admitió que acabó con la vida de su gato porque supuestamente se comía los conejos de su vecino. Además, dijo estar arrepentido por sus actos.

Por esta razón, el Ministerio Público imputó al aprehendido por el delito de biocidio y será puesto ante un juez cautelar este jueves. 

De acuerdo con la Ley 700, el biocidio se sancionará con privación de libertad de dos a cinco años, a quien mate con ensañamiento o con motivos fútiles a un animal. La sanción será agravada en un tercio de la pena máxima, si se mata a más de un animal.