Escucha esta nota aquí

El alcalde de Santa Cruz de la Sierra, Jhonny Fernández, garantiza la entrega del bono escolar una vez que se apruebe la ley municipal que respalda la medida y también sostiene que se entregará el desayuno escolar si se determina el retorno a las clases presenciales.

Fernández dijo que el Concejo Municipal analizará esta semana el proyecto de ley municipal que permite la entrega de un bono de Bs 350 a cada estudiante del ciclo inicial y primario. Además, el burgomaestre aguarda que el Ministerio de Educación, a través de la Dirección Departamental de Educación, entregue la lista de estudiantes que se beneficiarán con este incentivo económico.

El alcalde insiste en la cobertura de la medida para los estudiantes de los ciclos inicial y primario "como se anunció durante la campaña". 

Sobre el tema, el concejal de Demócratas, Manuel Saavedra, planteó que se pague el bono escolar sin necesidad de usar los Bs 40 millones que corresponden al desayuno escolar. Espera que se retomen las reuniones de la Comisión de Constitución, donde se debería analizar el proyecto de ley enviado por el ejecutivo y las alternativas que ofrecen los concejales.

Para el pago del bono escolar, Saavedra sugiere que el Ejecutivo municipal utilice los Bs 52 millones de las partidas asignadas para limpieza, refacción y mantenimiento de módulos educativos, además que se reprograme la deuda  con el Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR).

Pretenden pagar el bono usando los recursos del desayuno que por ley les corresponde a nuestros niños

Según las cuentas de Saavedra, el municipio podría disponer de Bs 16 millones del  monto destinado para la limpieza de módulos, de otros Bs 7 millones presupuestados para la refacción de módulos  y de otros Bs 4 millones de la partida de refacción de escuelas. Además, con una nota remitida al Ministerio de Economía se puede plantear la reprogramación del pago de Bs 25 millones al FNDR.

Planificación de la nueva gestión educativa

De cara a la gestión 2022, la Alcaldía planifica las medidas para el retorno a clases de manera más segura. Fernández dijo que se hará un diagnóstico médico en las unidades educativas y se entregará a los estudiantes  la correspondiente ficha médica de respaldo.

El alcalde aseguró que se "planifica y se coordina con los padres de familia" para incluir las actividades, proyectos y programas en el presupuesto municipal del próximo año. El POA 2022 estará listo en septiembre.

La participación de padres de familia en el "nuevo modelo de ejecución" se ha convertido en una exigencia desde el propio ejecutivo municipal. "Las mesas de trabajo (en las que participan los padres de familia) definen la inversión en la gestión", indicó Fernández a tiempo de invitar a los vecinos a conformar microempresas para la adjudicación de contratos de ejecución de obras menores de refacción y mantenimiento de unidades educativas.

Comentarios