Escucha esta nota aquí

Un fondo de Bs 2,6 millones fue aprobado por la Asamblea Legislativa Departamental para atender a los 11 municipios cruceños declarados en desastre, afectados por las variaciones climáticas y fenómenos naturales como las sequías, incendios y heladas. 

Según Hugo Antonio Salmón, presidente de la Asamblea Legislativa Departamental, la medida apunta a fortalecer el programa de Atención en Desastres Naturales de la Gobernación de Santa Cruz. Los recursos se suman al presupuesto de Bs 3,5 millones que fueron dispuestos por el Gobierno departamental para hacer frente a las emergencias de los diferentes municipios.

"Con estos recursos se fortalecerán los programas de la Gobernación cruceña, se podrá atender incendios y otros fenómenos naturales que están poniendo en riesgo la vida de las personas, la fauna, la flora y la seguridad alimentaria", manifestó Salmón.

Alimentos, semillas, agua potable, atención en salud, herramientas, equipos y  maquinaria para bomberos forestales y los vecinos están en la lista de prioridades, según lo expuesto por el Comité de Crisis y comandos de incidencia.

De acuerdo con el reporte del Ministerio de Medio Ambiente y Agua, hay 43 incendios activos en Santa Cruz, departamento que concentra el mayor número de focos de calor en Bolivia; el 62% de 4.086 focos están en Santa Cruz.

La Gobernación ha lanzado un pedido de ayuda para las regiones afectadas por los incendios e instaló un centro de acopio para que la población y las instituciones donen alimentos, agua y otros productos. Dicho centro de acopio funciona en el Centro de Educación Ambiental (CEA), ubicado en la avenida Francisco Mora (atrás de Diprove)