Escucha esta nota aquí

Desther Ágreda, corresponsal en Ascensión de Guarayos

Las determinaciones del Comité de Operaciones de Emergencia Municipal (COEM) en su lucha contra el Covid- 19 son incumplidas por los vecinos de Ascensión de Guarayos. Durante el fin de semana proliferaron actos y fiestas para celebrar la graduación de los jóvenes. Las restricciones impuestas desde la Alcaldía quedaron solo en papel.

El COEM dispuso la obligatoriedad de presentar el carné de vacunación para todos los asistentes a las ceremonias de graduación. En su defecto, la norma permitía también la presentación de la prueba de negatividad del Covid-19. En muchos centros educativos se ha ignorado esta disposición en los actos de colación de grado.

El cumplimiento del aforo en las ceremonias tuvo más eco entre los organizadores. En algunos centros educativos se limitó el número de integrantes por familia que pudiera ingresar.

Menor acatamiento se observó en las cenas o eventos posteriores a los actos oficiales. La música marcaba los hogares que celebraban al flamante bachiller. En algunos casos, las fiestas se prolongaron hasta el amanecer, sin observar  los horarios establecidos por las autoridades municipales.

Más de 100 contagiados activos

Al no haber sido reabierto el centro de aislamiento Covid por el Gobierno Municipal, según se informó, por falta de recursos económicos, los más de 100 pacientes con coronavirus permanecen en sus casas al cuidado de familiares.

Aunque literalmente se dijo que los pacientes serían monitoreados por médicos, estos no abastecen. Muchos pacientes no cuentan con la supervisión sanitaria o con dotación de medicamentos.



Comentarios