Escucha esta nota aquí

Los bloqueos que se realizan en el departamento de Santa Cruz se han radicalizado. Actualmente, hay cortes de ruta en tres provincias cruceñas, según el reporte de la Gobernación, es decir, en Ichilo (en el municipio de Yapacaní y en la localidad de Santa Fe),  en Manuel María Caballero (zona de la Siberia) y en Ñuflo de Chávez (San Julián). El bloqueo que se registraba en la localidad de Tiquipaya, en la provincia Andrés Ibáñez, fue levantado.

Un fuerte contingente policial y militar acudió esta mañana hasta  Tiquipaya, pudiendo verificar que los bloqueadores se desmovilizaron para evitar el enfrentamiento con las fuerzas del orden. En tal sentido hasta este mediodía la vía se encontraba expedita, aunque no se descarta que los bloqueadores retornen.

Las fuerzas policiales permanecen en Tiquipaya, vigilan para que no haya enfrentamientos con los vecinos o se generen nuevos daños. No obstante, también son amenazados por los bloqueadores  guardan distancia para evitar roces.

Yapacaní 

En la zona del puente de Yapacaní, los bloqueadores desplegaron un cerco de más de 10 metros de alambres de púas para evitar el tránsito de vehículos y hacer más difícil el tránsito de personas, quienes deben sortear alambradas para realizar sus labores diarias o acudir a otros municipios.

Pobladores de Yapacaní han denunciado que los bloqueadores les han amenazado con agredirlos y quitarles el celular o la cámara fotográfica a las personas que los graben o tomen fotografías.

Valles cruceños

Mientras tanto, en los Valles cruceños, la Policía de Mairana se vio obligada a cerrar sus instalaciones ante las amenazas y el acoso de los bloqueadores. Algunos uniformados fueron enviados a Samaipata para resguardar su seguridad.

Si bien en Tiquipaya (zona de Jorochito) la vía está expedita, policías y militares llegaron hasta el kilómetro 13 de la carretera a La Guardia (al ingreso de la ruta a Camiri) luego de recibir información de supuestas movilizaciones para bloquear el lugar. 

Sin embargo, hasta esta hora no se observó nada irregular, pero los policías y militares siguen en el lugar como medida de prevención para garantizar la libre circulación del transporte en esa importante ruta.

Zona este del departamento

Asimismo, en Cuatro Cañadas y en San Julián los bloqueos de la ruta continúan desde hace una semana. Los bloqueadores están apostados sobre la carretera y este sería el punto con el que se encontraría la caravana de cívicos y jóvenes que partió desde  San Ignacio de Velasco para desbloquear la ruta.