Escucha esta nota aquí

Luis Fernando Camacho, de Creemos consolida su triunfo en la Gobernación de Santa Cruz gracias al amplio margen que existe en el conteo rápido no oficial que lo da como virtual ganador con el 55,1% de los votos, dándole un amplio margen de Mario Cronenbold, del MAS, quien obtiene el 37,8%.

La recolección de datos, realizada por CiesMori para Unitel, se hizo en base al escrutinio del 100% de sus muestras de las actas del departamento.

En el tercer lugar queda Germaín Caballero, de Unidos, con el 3,7% de los votos. Luis Felipe Dorado, de SOL, obtiene el 1,4%. Chi Hyun Chung, de Asip, tendría el 1,1%. El candidato del MNR, Braulio Espinoza quedaría con el 0,7% y Víctor Ferrada, del PFV, cerraría la lista con el 0,2%.

Camacho festejó por adelantado en la plaza 24 de Septiembre, donde aprovechó para dirigirse a sus simpatizantes. “Gracias por creer en nosotros. En cinco años no van a arrepentirse nunca por haber votado por nosotros. Mi pueblo no es, no fue ni será masista. Decirle a este Gobierno que Santa Cruz nunca va a estar en venta”, dijo Camacho. Cronenbold no se manifestó de los resultados.

El análisis

“La Gobernación es una película que ya hemos visto. Básicamente es lo mismo que ha ocurrido desde el 2010 y 2015. En la primera elección de Gobernadores, Demócratas sacó el 54% y el MAS quedó con el 38% con Jerjes Justiniano como candidato”, señaló el politólogo, Daniel Valverde.

Recordó que en 2015, Demócratas acaparó el 60% de los votos, siendo la votación más alta que obtuvo un gobernador en Santa Cruz, mientras que el MAS bajó al 32%.

“Ahí sí es mucha más notoria la polarización, pero no es lo que se está viendo ahora. Lo que activa la polarización es un sentimiento anti MAS y pro-región o prodefensa del discurso cruceño, anticentralista que busca la autonomía”, dijo el analista político.

Para su colega, Paúl Coca está confirmado que no hay forma alguna de que el MAS consiga la fórmula para lograr penetrar el espíritu autonomista cruceño.

Un gran error del MAS con todos sus candidatos es querer agarrarse del nivel central del Estado para decir aquí está, vamos a hacer obras si votan por nosotros en un departamento que siempre se ha caracterizado por su rebeldía contra el centralismo sea quien sea que esté gobernando”, dijo.

Quemas de ánforas

En Colpa Bélgica, San José de Chiquitos y Pailón se quemaron ánforas por parte de los ciudadanos quienes denunciaron acarreo de votos y exigen que la votación sea repetida.

El presidente del TED, Saúl Paniagua, remarcó que la normativa establece que el asalto o destrucción de ánforas puede ser sancionado con una pena privativa de libertad de uno a tres años. Agregó que si el autor es un servidor público será pasible al doble de sanción y quedará inhabilitado por tres años para el ejercicio del cargo.



Comentarios