Escucha esta nota aquí

En lo que va de noviembre (del 2 al 15), 39.285 personas acudieron a los centros de salud para recibir las vacunas correspondientes, según el plan dispuesto desde el Servicio Departamental de Salud (Sedes), que junto con el Gobierno Municipal de Santa Cruz de la Sierrra, este domingo realizaron la jornada denominada 'vacunatón', para alentar a que la población se vacune.

En la primera quincena de noviembre, casi 40.000 personas asistieron a recibir las dosis para 23 enfermedades.

Para la secretaria municipal de Salud, Marisabel Vaca, es importante que la población entienda la relevancia de la campaña y la continuidad de las dosis de acuerdo con el esquema de vacunación. Desde los más pequeños hasta los adultos mayores, con la dosis para la influenza, pueden cuidar su salud.

 Vaca remarca que la vacuna, "es completamente gratuita y se ofrece los 365 días del año en todos los centros de salud". Hoy mismo, la secretaria de Salud continuaba con la campaña desde el centro de salud San Carlos, ubicado en la zona norte entre el tercer y cuarto anillo de la radial 27.

El reporte municipal revela que, en lo que va de mes, se han colocado casi 9.000 dosis de la vacuna DT (Difteria y tétanos) tanto para adultos como para menores. También han sido masivas la vacunación contra la influenza, con 6.800 dosis, la pentavalente y la poliomelitis, que superan las 5.800 dosis.

Para recibir las vacunas, en el caso de los niños, la mamá debe presentar el carnet de vacunas que facilita el registro de acuerdo al plan de vacunas. De esta forma, también permite que muchas madres, cuyos hijos todavía son pequeños, puedan completar la cartilla sanitaria de vacunación infantil, que se vio interrumpida por la pandemia de Covid-19.

Mediante estas acciones se pretende “reforzar la vacunación e inmunizar a la población, sobre todo a los más pequeños, frente a enfermedades que les pueden afectar severamente” explicó Marcelo Ríos, director del Sedes, en días pasados.

El Programa Ampliado de Inmunizaciones combate 23 enfermedades.​ Además de la influenza y del VPH, el esquema contempla las vacunas BCG, que previenen la tuberculosis en su forma grave; pentavalente, contra la difteria, tétanos, coqueluche, hepatitis B, neumonías y meningitis por HIB; antipoliomielitis, contra la poliomielitis; antineumocócica, contra la neumonía y meningitis; antirrotavirus, contra diarreas por rotavirus; antiinfluenza, contra la gripe; SRP, contra el sarampión, rubeola y paperas; antifiebre amarilla, contra la fiebre amarilla y otras.


La población acude a los centros de salud para recibir las vacunas de acuerdo a la edad y esquema de prevención.


La afluencia de madres e hijos permite subsanar la ausencia de atención durante la fase más crítica del coronavirus.