Escucha esta nota aquí

Tras conocerse que el comandante de la Policía, José Enrique Terán, era un portador del Covid-19 y fue internado de inmediato en un centro de salud, sus colaboradores más estrechos se sometieron a la prueba, se aislaron en sus domicilios y con esperan los resultados.

Entre las personas que día a día trabajaban junto al jefe policial figuran policías que son los choferes de los dos turnos, ayudantes, secretarios, despachadores y otros que desarrollaban funciones en el piso siete del Comando Departamental.

"Ya nos sacaron prueba a todos y estamos esperando los resultados aislados por precaución en nuestra casas, pero estamos con gran angustia por los momentos duros que vivimos", dijo uno de los policías colaboradores del comandante Terán. Otro oficial también confirmó que se hicieron la prueba y añadió que los resultados podrían conocerse en tres o cuatro días.   

"No se imaginan como estamos esperando los resultados, sólo nos queda confiar en Dios", dijo otro policía. Versiones de varios agentes señalan que un alto jefe policial fue internado de emergencia en un centro asistencial la mañana de este martes con el Covid-19.

Una de sus últimas intervenciones del coronel Terán fue el domingo, tras la muerte de dos policías. En su intervención señaló: "Estamos dolidos por la partida de nuestros camaradas en el cumplimiento del deber. Esta vez libramos una batalla contra un enemigo invisible pero tenemos que seguir mirando de frente y de pie con nuestra fe puesta en Dios".