Escucha esta nota aquí

El director del Servicio Departamental de Salud (Sedes), Marcelo Ríos, dio a conocer que ya se tiene listo el protocolo para manejo y disposición de fallecimientos por coronavirus, en el cual se recomienda restringir el acceso de la familia para ver el cadáver, a solo los más próximos o cercanos. 

"Evitar estrictamente el contacto físico con el cadáver (no se permite tocar), ni con las superficies del embalaje u otros enseres del entorno, porque podrían estar contaminados. Quienes se aproximen deben tomar las precauciones de transmisión por contacto y gotas (bata, guantes, barbijo quirúrgico)", explicó Ríos.

Además, puntualizó que se debe comunicar al personal de la funeraria la condición del cadáver en relación al Covid-19, para que apliquen las medidas de protección recomendadas. 

Aclaró que no se recomienda el embalsamiento y que los difuntos por Covid-19 pueden ser enterrados o cremados.

Tras la correcta introducción del cadáver y desinfección del embalaje, su manipulación en el ataúd que la contenga no supone riesgos. Ríos, también resaltó que dicho protocolo fue aprobado por el Arzobispado y consensuado, de manera que si la familia quiere realizar una misa esta se haga con una distancia apropiada y evitar el contacto con el ataúd.


Comentarios