(VEA LOS VIDEOS) Es una de las edificaciones más antiguas de Santa Cruz de la Sierra, que posiblemente se construyó a fines del siglo XVIII y principios del siglo XIX. Hoy funciona como Museo de la Ciudad

7 de septiembre de 2023, 15:15 PM
7 de septiembre de 2023, 15:15 PM

El Altillo de la Beni es una de las edificaciones más antiguas de Santa Cruz de la Sierra, que se construyó a fines del siglo XVIII o principios del siglo XIX, y aún conserva su diseño original, tanto en la fachada como en su interior. Según Mario Arrien, antropólogo del Departamento de Patrimonio de la Secretaría Municipal de Cultura y Turismo, esta casona pudo mantenerse tal cual fue construida debido al uso que le dieron sus vivientes.

“No se subdividió, cosa que pasó con muchas casas que internamente pierden su plano original. Las últimas décadas del siglo XIX hasta 1916 perteneció al Deán Manuel Ángel Castedo Barbery, clérigo perteneciente a la alta jerarquía eclesiástica de la Diócesis de Santa Cruz de la Sierra. Fue un importante personaje de su época, de familia distinguida y de muchos recursos económicos, incursionó en la política llegando a ser senador de la República. Era su residencia fija”, narró Arrien.

Otro dato importante revelado por Arrien es que Castedo compró la casa a Juan Chávez, pero lo que no se sabe exactamente es si la familia Chávez la construyó o si lo hizo otra familia. En cuanto a su nombre, aclaró que antes se lo conocía como Altillo de las Arenales. 

Imágenes antiguas proporcionadas por la Secretaría Municipal de Cultura y Turismo

Altillo de la Beni / Foto: Secretaría Municipal de Cultura y Turismo
Foto: Secretaría Municipal de Cultura y Turismo

Altillo de la Beni / Foto: Secretaría Municipal de Cultura y Turismo
Foto: Secretaría Municipal de Cultura y Turismo


Una casa construída sobre una loma 

¿Por qué se llama altillo?, pregunta Arrien, e inmediatamente responde que así se llamaban antes a las casas de acera alta. Aunque en realidad se trata de un préstamo, porque en rigor el término “altillo” era utilizado por los cruceños de antaño para denominar a las viviendas de dos pisos, es decir, con una planta alta.

“Es una casa construida sobre una loma, porque el centro de Santa Cruz no era plano como parece hoy. Históricamente tenía un relieve ondulado y todas las casas tenían una altura diferente, las aceras también. Lo que hoy es su acera, antes en realidad se trataba de un palco. En el siglo XIX se hacía el juego de la sortija para el 6 de agosto”, explicó el antropólogo. 

Como dato histórico cuenta que una foto, que data del 6 de agosto de 1896, tomada por Luis Lavadenz (padre), que vivía al lado de la casona, muestra el juego de la sortija en la calle Beni. Además hay información de que en el mismo lugar se realizaban jocheos de toros.   



Museo de la Ciudad

En 2010, el Municipio expropió esta vivienda, que estaba a punto de caerse,  hizo una restauración y la declaró patrimonio cultural. “Es una de las mejores restauraciones que se han realizado en el casco viejo”, afirmó el antropólogo. 

Ahora la casona es un museo y lleva el nombre de Museo de la Ciudad Altillo Beni. “Es un museo dedicado al patrimonio, fuente de la identidad cruceña. Tiene siete salas donde se expone la historia de Santa Cruz, la arquitectura cruceña, el arte, teatro y exhibición de objetos propios que históricamente formaron parte de las casas cruceñas”, explicó.