Escucha esta nota aquí

El Concejo Municipal programó la compra de siete vehículos ‘livianos’ por un valor de $us 50.000 cada uno en el Programa Operativo Anual (POA) 2022 del órgano legislativo.

La compra está incluida en los gastos de funcionamiento del legislativo y fue observada por el concejal suplente de Comunidad Ciudadana - Autonomía por Bolivia (C-A), Federico Morón, quien señala que en el mercado se puede encontrar vehículos con similares características a mitad de precio.

Los motorizados serán destinados a funciones administrativas del Concejo Municipal, según consta en el POA 2022 del órgano legislativo. Para cada uno se ha presupuestado un monto de Bs 350.000, lo que suma un total de Bs 2.450.0000.

“Son siete vehículos livianos, cada uno a $us 50.000. La explicación que dieron es que los vehículos que se recibieron de la anterior gestión están en mal estado y generan mucho gasto en reparación y mantenimiento, pero se olvidan que la tarea del Concejo es fiscalizar. Se pueden comprar autos a la mitad de ese precio y con similares características, es decir, igualmente livianos, cero kilómetro y para zona urbana”, cuestionó.

Agregó que los recursos que quedan pueden ser destinados a la compra de equipos y a la contratación de profesionales, como asesores ambientales y otros.

Morón también observa que el POA del Concejo contempla la compra de 70 sillas giratorias para los funcionarios del Concejo, cada una por Bs 1.723, haciendo un total de Bs 120.610; y la compra de ocho juegos de muebles, por un valor Bs 33.780 cada uno, (Bs 270.240 en total) destinados a los concejales.

El concejal de C-A, Juan Carlos Medrano, también cuestionó este tema durante la aprobación del POA. Consultó sobre la compra de los siete vehículos a un monto de $us 50.000 y dijo que debía considerarse la adquisición de motorizados a mitad de ese costo, para que los recursos se puedan canalizar para otros proyectos que sean importantes para la población.

Justificación de la compra

En respuesta, el secretario de Administración y Finanzas del Concejo, Wilfredo Samuel Rivera, explicó que el cambió de una parte de los vehículos se debe a que se registra un gasto muy elevado en reparaciones y mantenimientos, porque algunos ya cumplieron su vida útil.
Para evitar que se continúe con esa situación, de que el Concejo siga teniendo ese gasto, se presupuestó la compra de estos motorizados, indicó.

Comentarios