Escucha esta nota aquí

Tras una denuncia recibida, la Secretaría Departamental de Salud detectó que algunos funcionarios del Servicio Departamental de Salud (Sedes) estarían realizando cobros irregulares durante las intervenciones a locales por las restricciones en la pandemia del coronavirus. Ante esta situación ilegal, se habilitó una línea de teléfono para recibir las quejas de los afectados.

El secretario de Salud de la Gobernación, Fernando Pacheco, dijo que se inició una investigación interna a los funcionarios denunciados, para verificar si cometieron algún hecho irregular o no. Añadió que esta indagación se está desarrollando en cumplimiento de las normativas internas vigentes, y respetando el debido proceso a los servidores públicos investigados.

Pacheco evitó identificar a los acusados, pero señaló que se habilitó la línea con el número 363-6000 (interno 6649), para recibir denuncias sobre cualquier intervención “abusiva” que realice algún funcionario público de la Gobernación.

Según la denuncia, los trabajadores del Sedes habrían realizado cobros en los controles durante la pandemia a locales, negocios públicos y centros de entrenamiento en horario nocturno.

Por su parte, el director del Sedes, Erwin Viruez, pidió a la población no caer en estos hechos de corrupción y denunciarlos a la línea gratuita para sancionar a los funcionarios involucrados.

"Que la población no se deje sorprender, existen conductos regulares para hacer los trámites y las inspecciones (…) En esta gestión se debe erradicar todos estos cobros irregulares y la corrupción”, detalló.

Comentarios