Escucha esta nota aquí

Rolando Cuéllar, diputado del Movimiento Al Socialismo, presentó ante la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen una denuncia por agresión contra las personas que impidieron su ingreso a la Brigada Parlamentaria Cruceña. Con una herida en la ceja, producto de los golpes recibidos cerca del mediodía en la Manzana 1, el diputado llegó hasta las oficinas de la Policía para presentar su denuncia. Aseguró que los 25 representantes del Movimiento Al Socialismo, entre titulares y suplentes, fueron agredidos. 

Cuéllar fue elegido como vicepresidente de la Brigada Parlamentaria Cruceña, pero había declarado su intención de presidirla. Ese cargo finalmente recayó en José Carlos Gutiérrez, de Creemos. 

Desde tempranas horas, los militantes de Creemos llegaron hasta la Manzana 1, donde tiene sus oficinas la Brigada Parlamentaria para evitar que el MAS cope la directiva, algo difícil, ya que la primera fuerza en el departamento es Creemos y podía hacer mayoría con los parlamentarios de Comunidad Ciudadana. Cuando los asambleístas y seguidores del MAS llegaron a la sede parlamentaria, fueron correteados y golpeados por los opositores que eran mayoría. 

Para que los masistas logren entrar a la sesión de elección de directiva tuvo que intervenir Erwin Bazán, diputado de Creemos, que llamó uno por uno a sus colegas para que ingresen. Cuando estaba entrando Cuéllar, los opositores lo reconocieron y comenzaron a golpearlo, hasta hacerlo sangrar. 

A estas horas, Cuéllar espera el análisis forense que determinará los días de impedimento y la llegada de sus colegas diputados del MAS para que se sumen a su denuncia. 

La trifulca continuó en la tarde, en la Federación Departamental de Campesinos, que había sido tomada por el MAS en días anteriores. Un intento de retoma terminó con un enfrentamiento en el que se produjeron cinco heridos leves por parte de los masistas y una cifra aún no determinada del lado de los opositores.