Escucha esta nota aquí

Cesada en sus funciones el 28 de julio junto al consejero Gonzalo Alcón, con una acción de cumplimiento accionada por el Ministerio de Justicia a la cabeza de Iván Lima. 

Elegida con el mayor número del voto popular, en 2018, revela que al igual que Alcón, su destitución es ilegal y abusiva. Ve que el Ministerio de Justicia saltó todas las leyes porque solo la Asamblea Legislativa tiene las competencias.

Ahora está dispuesta a contar su verdad. Afirma que el ministro Lima, tras asumir su cargo, le mandó emisarios a su despacho para pedirle su renuncia, ella no aceptó por considerar que no había razón, pero que el emisario a nombre del ministro le hizo otro ofrecimiento a cambio de su renuncia, lo cual rechazó. Ahora Lima anunció un proceso penal en su contra por la pérdida de 200 expedientes. 

Reveló que jamás desaparecieron expedientes, que es falso, que todo fue armado para hacer daño. Ni un expediente salió del Consejo, pediré auditoría desde 2018. “Uno puesto a dedo está sometiendo a autoridades que tenemos cientos de miles de votos de ciudadanos bolivianos sobre nosotros”.

_¿Cuál es la verdad de la desaparición de los expedientes?
Todo ocurrió de la noche a la mañana, el Consejo de la Judicatura fue tomado con numerosos policías, nunca sacamos expedientes, se quedaron en los despachos. Es reprochable que nos nieguen el ingreso y van cesando a nuestro personal. 

Los expedientes quedaron ahí, no les permitieron a los asistentes que los entreguen a Régimen Disciplinario. De manera extraña tuvieron a nuestros asistentes peregrinando con los expedientes en Régimen Disciplinario, en Sala Plena, en la Presidencia.

Los expedientes firmados y selladas quedaron, no salieron, nadie llevó a su casa. No quisieron recibirlos, incluso algunos quedaron en la Presidencia, todas estas acusaciones son falsas, tienen la finalidad de amedrentarnos y mellar nuestra dignidad. Es mentira, todo es falso, ninguno de nosotros sacó un solo expediente del Consejo. 

Son expedientes de procesos administrativos, disciplinarios, pero vemos que todo fue armado como una novela para desacreditarnos. Pediré una auditoría desde 2018. Omar Michel en conferencia de prensa dice que nosotros nos llevamos los expedientes, le recuerdo que en todo este año él no presentó ningún acta de sala plena. Solicitaremos el flujo que seguían el trámite de los expedientes. Omar Michel es la persona menos indicada, el 2019 fue implicado en grandes escándalos y todos sus procesos fueron cerrados curiosamente sin aclararse.

_¿Qué pasó antes de su destitución?
El año pasado ni bien asumió de ministro Iván Lima nos pide nuestra renuncia. En mi caso envía emisarios a mi despacho, era uno de sus directores nacionales, y me pide mi renuncia. Yo le dije que soy autoridad electa y no es la instancia pertinente para pedirme la renuncia.

El emisario, a nombre de Lima, me hace otro ofrecimiento a cambio de mi renuncia, yo no acepté, no tenía por qué hacerlo. Poco después el ministro Iván Lima hizo presentar una acción de cumplimiento contra mi persona y mi colega Gonzalo Alcón. Lima. Hizo presentar la acción de cumplimiento en una típica figura de injerencia del Poder Ejecutivo.

De esa forma saltó todas las leyes y a la misma Asamblea Legislativa Plurinacional que es la única que tiene facultad de observarnos y tomar decisiones porque la norma es clara, nosotros fuimos elegidos por voto popular. Yo fui elegida con la mayor votación de los 10 candidatos, Gonzalo Alcón en segundo lugar y Omar Michel salió de tercero.

_¿De qué delito se les acusó a ustedes para destituirlos?
Nos destituyen con una acción de cumplimiento por supuesta incompatibilidad de funciones. La acción de cumplimiento fue ilegal y forzada por el ministro Iván Lima, que hace quedar mal al Gobierno nacional por actuar en una acción que no tiene competencia ignorando que somos autoridades electas y es atribución solo de la Asamblea Legislativa. 

Nunca nos notificaron y determinan encargar al presidente del Consejo de la Magistratura, Omar Michel, activar mecanismos administrativos en nuestra contra. El 28 de julio tomaron por la fuerza el Consejo, impidieron nuestro ingreso con gran cantidad de policías como si se tratara de vulgares delincuentes.

_¿Quiénes tomaron el lugar de ustedes?
Sandra Cinthia Soto Pareja y Marvin Arsenio Molina Casanova asumieron en nuestro lugar. Sandra Cinthia Soto Pareja renunció el 2019 a consejera suplente del Consejo de la Magistratura, de eso conoce Omar Michel. Ella renunció el 2019 para habilitarse como candidata a diputada por el MAS, después asumió funciones en el Ministerio de Justicia en Oruro y era personal de confianza de Iván Lima. 

El otro abogado, Marvin Arsenio Molina Casanova, fue secretario general del Tribunal Constitucional, días antes de ser consejero suplente. El presidente del Consejo, Omar Michel, convocó a Sala Plena el 29 de julio cuando la acción de cumplimiento en nuestra contra aún no había sido ejecutoriada. Ahí de forma ilegal asumieron en lugar de nosotros. 

Esta acción de cumplimiento fue armada, todo oscuro, es increíble. Así se consuma el avasallamiento de competencia del Ministerio de Justicia, al Órgano Judicial, todos los que participaron son abusivos. 

No estoy luchando para retornar al cargo solo por el uso del poder, sino por mi honor para limpiar mi imagen, la de mi familia. Es reprochable que el ministro de Justicia no se pronuncie, si conoce todo lo irregular que está pasando en este caso, especialmente los antecedentes de Omar Michel, que de forma curiosa quedaron en nada. La acción de cumplimiento en contra de nosotros la hicieron en tiempo récord. En dos días todo estaba hecho, saltando miles de expedientes de ciudadanos comunes que duermen años esperando justicia.

Esta es una muestra de cómo hay una directa injerencia del Poder Ejecutivo.

Comentarios