Escucha esta nota aquí

A 300 metros de Santa Ana de Velasco, en el municipio de San Ignacio, está El Viborón, que es un atractivo turístico de alto valor arqueológico y único en Bolivia. Los pobladores consultados por EL DEBER manifestaron que muy pocos posocas (visitantes) llegan a conocer el santuario arqueológico El Viborón, que fue acondicionado por el arqueólogo de la Gobernación Danilo Drakic con un costo de Bs 480.000.

El lugar es respetado por los originarios, pues rescata la mitología y cosmovisión chiquitana, al jichi que cuidaba el agua, y que consiste en una serpiente en movimiento tallada en piedra. Los vecinos de Santa Ana esperan turistas para que conozcan la cultura chiquitana, su templo declarado patrimonio cultural por la Unesco, el arpa más antigua de la zona, su museo chiquitano y el Santuario el Viborón. 

Tags

Comentarios