Escucha esta nota aquí


Desde el primero de enero hasta lo que va de la presente gestión, en Bolivia se registraron al menos 35 feminicidios, de ese número 10 casos corresponden a Santa Cruz, según informes de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (Felcv).

Un informe emitido por el director de la Fiscalía Especializada en Delitos Contra la Vida y la Integridad Personal, Sergio Fajardo, reveló que el departamento con mayor incidencia es La Paz con 13 feminicidios, seguido de Santa Cruz con 10 casos, Cochabamba con 7, Beni con 2, Potosí con 2 y Tarija con 1.

Los informes señalan que el 94% de los autores fueron identificados y en camino al esclarecimiento. La Fiscalía clasificó el grupo y concluye que 12 de las 35 víctimas tenían entre 31 a 40 años. Asimismo 10 mujeres estaban entre los 21 y 30 años y 6 entre 13 y 20 años. El resto tenía entre 41 y más de 61 años.

Los reportes del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF), establecieron que las causas de muertes más comunes de las victimadas fueron por asfixia manual en al menos 12 casos, mientras que fueron por golpes.

Del mismo modo 9 por arma blanca, 1 por intoxicación por sustancia y otro por causas desconocidas.

La Felcv y la Fiscalía, así como entidades que cumplen funciones en defensa de los derechos, revelaron que la pasada gestión 2021, en Bolivia se lamentaron 88 feminicidios, 31 se reportaron en La Paz, 18 en Santa Cruz, 13 en Cochabamba, 8 en Potosí, 7 en Oruro, 4 en Chuquisaca, 3 en Beni, 3, en Tarija y uno en Pando. Asimismo en todo el país la gestión 2021, se atendieron hasta 120 denuncias por día.

Desde enero en Santa Cruz

La Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (Felcv) dirige el coronel Carlos Oporto, 10 feminicidios contra mujeres y casi 6.000 casos de violencia familiar atendidos, hecho que causa la máxima alerta y preocupación cada día.

Después de los resultados y de la última muerte de la joven madre Maida Roca Chuvé, en Pailón y tras ver las denuncias de violaciones a infantes y a mujeres adultas, el jefe de la Felcv, Carlos Oporto considera que las víctimas deben aferrarse a la cultura de la denuncia. Esto significa que pese a las amenazas, al ultraje, el temor que siembran los verdugos para que no los delaten las víctimas tienen que armarse de coraje y buscar la forma de denunciar, pedir auxilio para evitar lo peor.

De las 10 muertes de mujeres en este departamento, seis son en la capital, dos en Yapacaní, un caso en La Guardia y el último en Pailón. Todos los casos de muertes fueron esclarecidos. Tres de los autores ya tienen condena de 30 años sin derecho a indulto en procedimientos abreviados y los otros siete están con detención preventiva para juicio oral.

Los supuestos móviles para la consumación de las muertes a las mujeres es el consumo de bebidas alcohólicas y los celos de los autores sobre sus parejas.

Seis mil casos de violencia

Hasta ayer la Felcv, registró en Santa Cruz un total de 6.000 casos de violencia familiar. De este número general 146 casos corresponden a hechos de violación. También incluyen delitos específicos de violación agravada a infante niña-niño y adolescentes, mujeres adultas.

Asimismo en la Felcv se conoció que en el departamento se registran por día hasta 42 denuncias de hechos de violencia, que se refieren a delitos de violación, abuso sexual, agresiones a mujeres, a niños y hasta feminicidios.

“Nos complace que cada día las víctimas se animen a denunciar estos hechos. Vemos que las denuncias están en aumento, lo que no ocurría antes. Es mejor que cada hecho de violencia se denuncie porque de lo contrario la vida de una persona es la que está en peligro y hay que evitar las fatalidades”, dijo el coronel Oporto.

Los casos que conmovieron

La última muerte de la joven madre de tres menores, Maida Roca Chuvé, hecho registrado en Pailón, se ubica entre uno de los más conmovedores para las autoridades de la Felcv y la Fiscalía.

Maida Roca, fue victimada a puñaladas por su pareja, frente a sus hijos. Aún con vida deambuló por hospitales de Pailón en busca de auxilio médico, pero no lo encontró y perdió la vida.

Otro hecho se registró en Yapacaní, donde dos hermanas de 11 y de 14 años fueron víctimas de violación por sus primos y quedaron embarazadas. Los autores ya están detenidos.

Comentarios