Escucha esta nota aquí

El secretario de Desarrollo Humano de la Gobernación, Fernando Pacheco, en el Streaming de EL DEBER, proyectó que en el peor de los escenarios, si la gente sigue incumpliendo las medidas de bioseguridad, al ritmo que se vienen propagando los contagios, Santa Cruz podría registrar entre 50 a 60 muertes por día a causa del Covid-19 en el pico de la pandemia, que podría darse a finales de mayo.

“En el peor de los casos sin tener comportamiento adecuado de la población proyectamos que en el mes de mayo y junio haya entre 30 y 40 mil casos positivos, y entre 50 a 60 fallecidos por día; esto en un escenario trágico”, advirtió la autoridad.

Pacheco argumentó que este pronóstico se da debido a que la gente más joven “le perdió el miedo al virus”, pues pese a las restricciones continúan asistiendo a boliches y fiestas, que son focos de infección.

“Por varios factores esta podría ser la peor oleada, pero hay un factor importante; que la gente le ha perdido el miedo al coronavirus en el peor momento porque ahora hay cepas que atacan a los jóvenes”, señaló.

Para evitar esta cifra alarmante de contagios y muertes, la Secretaría ha solicitado a los empresarios, medios de comunicación y a la población en general, trabajar de manera coordinada y consciente para cumplir con las medidas de bioseguridad y cortar la cadena de contagios del virus.

La autoridad de Salud comentó que el 30% de los pacientes internados en la sala de terapia intensiva pertenecen a un grupo joven, por lo que se está analizando ampliar la vacunación masiva para los mayores de 40 años, al igual que lo hizo Cochabamba y Potosí.

“Si tenemos las dosis suficientes y logramos vacunar 25 mil personas por día con los nuevos puntos que habilitaremos hasta el viernes, estaremos viendo la posibilidad de empezar a inmunizar al grupo etario de 40 años”, puntualizó.

Piden vacunar a los más jóvenes

El especialista en medicina interna y enfermedades infecciosas, Juan Saavedra, dijo que es preciso empezar a vacunar a las personas de entre 20 a 50 años, pues son los más afectados en esta tercera ola de contagios con las nuevas variantes de coronavirus.

También se debe acelerar el proceso de inmunización, que es muy lento, pero faltan dosis y por eso el Gobierno nacional debe permitir que las empresas privadas y  los Gobiernos subnacionales importen más vacunas”, señaló.

Saavedra dijo que es una necesidad vacunar a los menores de 40 años, pues este grupo está favoreciendo al contagio en esta tercera oleada, debido a que asisten a fiestas y transmiten el virus a las personas más mayores, quienes después necesitan ser internados en las salas de terapia intensiva.

 Por su parte, el presidente de la Sociedad de Medicina Crítica y Terapia Intensiva de la filial Santa Cruz, José Luis Prieto, apoyó el pedido de la ampliación del grupo etario en la vacunación masiva, para disminuir los enfermos que saturan las terapias del departamento.

Prieto indicó que se debe vacunar al 80% de la población cruceña, para que se pueda ir frenando la cadena de contagios, la cual es “provocada principalmente por lo más jóvenes, que se sienten intocables con el virus”.


Comentarios