Escucha esta nota aquí

Luego de conocer las nuevas disposiciones del Gobierno, respecto al cierre de fronteras, el paso limítrofe San Juan de Corralito La Curicha, en San Matías (Santa Cruz) y que Bolivia comparte con Brasil, fue cerrado como dispuso el decreto Edil Municipal de la cuarentena flexible y a partir de la medianoche de este jueves los efectivos militares hicieron cumplir la norma.

De acuerdo con Juan Pablo Cahuana, corresponsal de EL DEBER, en San Matías, la población ha comprendido a cabalidad la urgencia de acatar la cuarentena flexible y por ende el cierre de fronteras.

Como muestra de acatamiento y respeto a la medida, desde las 20:00 de jueves los locales comerciales cerraron sus puertas.

Sin embargo, la medida de cierre de frontera no fue muy bien vista por los pobladores de la Corixa (del lado brasileño), pues para realizar algunas compras, la población boliviana de San Matías, que se encuentra a siete kilómetros les resulta más cerca.

Ahora con las nuevas disposiciones, tendrán que trasladarse a San Luis de Cáceres, que se encuentra a 90 kilómetros.

En San Juan de Corralito La Curicha el transporte está paralizado, mientras que en San Matías los centros comerciales y los taxis realizan sus labores bajo control de la Policía.

Comentarios