Escucha esta nota aquí

Un evento poco usual se registró este fin de semana. Un pequeño "culotapao" (Calytophractus retusus) o también conocido como coseberu fue encontrado vivo en una hacienda, a 145 kilómetros de la capital cruceña, en la zona donde fue la batalla Florida. 

El biólogo, Huáscar Bustillos calificó como extraordinario el hallazgo pues es muy extraño ver estos animales vivos en la superficie. "Este individuo es el tatú más raro del mundo y felizmente se logra encontrar uno vivo y en buen estado", resaltó el biólogo.

El pequeño animal encontrado el fin se semana es un juvenil macho y solo mide 17 centímetros. En un vídeo se observan sus agiles movimientos de excavación. Con sus garras delanteras, más grandes, mueve la tierra y su delgado caparazón le permite cierta seguridad y a la vez movilidad. 

Esta especie se caracteriza por ser subterránea, nocturna, vivir en zonas arenosas y alimentarse de insectos. 

Esta semana fue el dueño de una propiedad, quien notificó al biólogo sobre el raro animal de piel rosada, de características similares a las de un armadillo. Actualmente, el "culotapao" sigue en el terreno encontrado, fue evaluado y está en buen estado.

Huáscar califica a esta especie como más camba que la yuca, porque fue descrito por primera vez en los campos de la batalla de El Pari, en 1863.

En agosto de este año se encontró el cuerpo de un "culotapao", tras las lluvias en la zona de Valle Sánchez (Warnes).

 Lea también