Escucha esta nota aquí

Sin pistas. Solo una carta amenazante. La desesperación de una familia del municipio de San Juan se acreciente mientras pasa el tiempo y no tienen pistas para recuperar a su hija desaparecida desde el pasado lunes.

Una menor, de 13 años, salió de su casa a las 11:00 de la mañana, como un día normal. La alerta llegó horas más tarde cuando su madre recibió una fotografía de la adolescente en la que se la ve amordazada y, aparentemente, golpeada. 

Desde ese momento, los padres iniciaron la búsqueda de su hija involucrando a sus desconcertados vecinos. En una casa abandonada, la madre, Nieves Mamani, encontró la ropa de la muchacha, con lo cual se incrementan las dudas y se dificulta la recuperación de la menor.

Los padres ya han realizado la denuncia ante las autoridades policiales y aportaron una carta que recibieron con una foto de la menor amordazada en la que se lee una leyenda amenazante: "Ahí está su hija, señora. Venganza se paga. Por culpa de su hija murió mi hermano y ahora le toca pagar ".

La madre relató a EL DEBER que desconoce el sentido de las amenazas y considera que no tiene enemigos que pudieran dañar a su familia. Agrega que ella trabaja en una venta de abarrotes mientras que su esposo se dedica a labores del campo.

"Busqué en todo el lugar, pregunté a mis vecinos y nadie la ha visto, nadie sabe nada de ella. Encontré su ropa, pero no estaban ni ensangrentadas ni sucias, ahora no sé ni cómo está vestida. La llamé (por teléfono) varias veces, pero nunca contestó", dijo la angustiada madre.

La menor desaparecida tiene 13 años, es de tez morena, cabellos y ojos negros. Sus padres piden apoyo a la población para que puedan facilitar cualquier dato que ayude a dar con su paradero.