Escucha esta nota aquí

El fiscal departamental Róger Mariaca informó que se determinó cambiar de unidad investigativa al fiscal Roberto Ruiz para evitar "susceptibilidades" en la investigación de las camionetas incautadas que fueron usadas por encapuchados para desbloquear de manera violenta las calles durante el paro multisectorial.

Ruiz citó en dos ocasiones al periodista de EL DEBER, Guider Arancibia, a declarar, primero como acusado y luego como testigo por este proceso investigativo. Mariaca explicó que este es uno de los motivos, por lo que se lo relevó, pues se pretende transparentar las indagaciones y respetar la Ley de Imprenta. 

El mismo, Roberto Ruiz fue cambiado de la unidad Patrimonio y por ende alejado de la investigación de las camionetas usadas para desbloquear. Su lugar será ocupado por el fiscal Iván Quintanilla, quien desde ahora se encargará de seguir el caso.

Mariaca señaló que con este cambio de destino se busca evitar que se tergiverse la información, así como que se generen susceptibilidades en el proceso, luego de que fue notificado para declarar el periodista que develó que los vehículos usados por los encapuchados pertenecían a Dirección de Registro, Control y Administración de Bienes Incautados (Dircabi).

Anulación de notificaciones

Ayer, el fiscal Ruiz, quien firmó las dos citaciones para Arancibia, justificó su decisión al indicar que, en primera instancia, Arancibia fue convocado para colaborar con pruebas por el caso de las camionetas usadas por encapuchados para desbloquear.

“Se buscaba recolectar imágenes o videos que fueron publicados en una nota de prensa que realizó el periodista. No fue el único en ser citado, puesto que también se convocó a otras personas para que brinden su testimonio en calidad de testigos para ayudar a esclarecer el caso”, explicó en contacto telefónico con EL DEBER.

Según Ruiz, las dos notificaciones fueron anuladas mediante una resolución que emitió la Fiscalía, luego de que el periodista presentara, junto a los abogados de EL DEBER, un memorial con el rechazo de la citación, argumentando que la Ley de Imprenta lo protege de revelar sus fuentes.

Este miércoles el fiscal general Juan Lanchipa dijo que Ruiz cometió un “error” al citar a un periodista y aseguró que el Ministerio Público respeta la vigencia de la Ley de Imprenta, que protege a los trabajadores de la prensa de develar sus fuentes de información.

“Reitero, ha sido un error de parte del servidor del Ministerio Público haber convocado a un periodista para que preste su declaración en calidad de testigo por un hecho que él ha denunciado en cumplimiento de sus funciones”, indicó.

Comentarios