Escucha esta nota aquí

En el marco de la investigación penal que le siguen al presidente del Comité pro Santa Cruz, Rómulo Calvo, el ministerio público requiere que la institución cívica remita fotocopias legalizadas del acta de la reunión de la Asamblea de la Cruceñidad realizada el 11 de agosto de 2020. 

La denuncia presentada, señala los presuntos delitos de racismo, discriminación, difusión e incitación al racismo o la discriminación, organizaciones o asociaciones racistas o discriminatorias, instigación pública a delinquir. 

Este proceso se abre luego que Calvo llamara "bestias humanas" a los bloqueadores que impidieron el paso de oxígeno y secuestraron a personas en los bloqueos.

El presidente cívico considera que el ministerio público está siguiendo lo que corresponde, con un mero trámite, pero cuestiona a los denunciantes, porque considera que están siendo servil a un partido político.

“Están queriendo aprovechar unas palabras, que en realidad le han cambiado el concepto y lo que yo quise decir. Esto es una cortina de humo que está haciendo el MAS, porque siempre han trabajado queriendo atemorizar a las personas que piensan diferente”.

Calvo indica que todavía no ha sido citado en este caso, pero que asumirá la defensa que corresponda.