Escucha esta nota aquí

El gobernador, Luis Fernando Camacho, participó este miércoles de la procesión de la Virgen de Guadalupe durante la entrega de alimentos a los productores que se vieron afectados por la helada en los Valles cruceños. En esta actividad cristiana participaron más de mil pobladores que recorrieron las calles de la comunidad Guadalupe, perteneciente a la provincia Vallegrande.

Camacho cargó la virgen por varias cuadras junto a otros fieles en los 409 años de la fundación de esta comunidad y la procesión culminó en la iglesia de la comunidad. La fiesta patronal reunía hasta siete mil personas y duraba tres días, antes de la llegada de la pandemia.

"Gracias por permitirme acompañar y llevar a la virgen que es mi compañera durante toda la vida, y  eso me inspira a que no perdamos la fe y sigamos siendo ese pueblo enorme en unidad para todos", manifestó la autoridad.

Posteriormente, la brigada de la Gobernación entregó víveres a los comunarios, entre ellos arroz, azúcar, fideo, harina, arroz, frejol y sal, en unidades de kilo. Después se dirigió a los municipios de El Trigal y Moro Moro, donde también se repartió víveres a los afectados.

Camacho dijo que su gestión está dirigida a las provincias y comunidades más alejadas para llevar mejores días a los pueblos cruceños para que exista equidad e igualdad en las condiciones y oportunidades entre campo y ciudad.

Según el Comité de Operaciones de Emergencia Departamental (COED) fueron 22 toneladas de alimentos las que se enviaron para apoyar a 1.667 familias de 74 comunidades afectadas por heladas, nevadas y sequías en el municipio de Vallegrande.

Comentarios