Escucha esta nota aquí

El Gobierno aseguró que la próxima semana el hospital de tercer nivel de Montero será entregado y que, de ahí en más, se trabajará en el funcionamiento del mismo, que ahora es de vital necesidad en esta comuna que alberga a más de la mitad de los casos positivos de coronavirus que tiene el departamento de Santa Cruz.

"Hoy (este martes) podemos dar la buena noticia al pueblo cruceño y al pueblo de Montero, que ese hospital estará funcionando, si Dios quiere, hasta la próxima semana", aseguró el ministro de Gobierno, Arturo Murillo, durante una conferencia de prensa a la que convocó este martes en las instalaciones del Conaltid.

Murillo criticó a los militantes políticos del MAS, a quienes acusó de seguir intentando hacer política con la salud y aseguró que se ha hecho que la empresa adjudicada con la obra de salud del norte, trabaje a marcha forzada para que el nosocomio de 200 camas esté listo para la próxima semana.

La autoridad ministerial recordó que pese a las recomendaciones que han recibido de no hacer una recepción parcial de la obra, por las observaciones de forma y fondo que se han hecho durante las inspecciones realizadas. "De los 687 ítems que tiene la obra, 213 fueron observados", recordó Murillo y dijo que este martes se concluyó con la construcción del alcantarillado.

Se espera que para el miércoles 13 de mayo llegue la presidenta Jeanine Áñez, para hacer la recepción y la posterior entrega a las autoridades de salud de Santa Cruz, de la mayoría de los 200 respiradores que enviaron desde España para el país. "Una gran parte se quedarán en Santa Cruz por ser uno de los departamentos que ha tenido el mayor crecimiento respecto al coronavirus", precisó Murillo y aclaró que en este hospital solo se trabajará con los pacientes Covid-19.

El centro que el Gobierno pretende entregar la próxima semana, cuenta con 12 terapias intensivas listas para funcionar y se espera que, en adelante, se llegue a unas 30. El costo de la construcción del nosocomio de 200 camas es de $us 180 millones, adjudicación que será sometida a una auditoría por el Gobierno, ya que existen sospechas de un posible sobreprecio.

Comentarios