Escucha esta nota aquí

El Ministerio de Educación descalificó mediante un comunicado las movilizaciones de los estudiantes de la normal Rafael Chávez Ortiz de Portachuelo y aseguró que las protestas responden a intereses grupales y familiares que buscan obtener beneficios particulares.

“Se ha autorizado retomar las actividades académicas de la normal en Montero en forma provisional. La medida responde a la necesidad de que intereses grupales y familiares ya no perjudiquen a los estudiantes”, indicó en un comunicado el Ministerio de Educación.

La postura del Ministerio respecto al conflicto se hace público luego de tres semanas de protesta de los normalistas, que el miércoles 23 de abril marcharon hasta la ciudad capital para exigir la destitución de la directora Melfy Parada.

El director General de Formación de Maestros del Ministerio de Educación, Fernando Carrión, dijo que los procesos de institucionalización son públicos y comprenden diversas etapas para la selección de los mejores postulantes que deben rendir examen, revisión y calificación de méritos, presentación de propuestas.

“En este marco, la persona ganadora del proceso de institucionalización para el cargo de Dirección General de la ESFM de Portachuelo (Melfy Parada) ha sido posesionada y está ejerciendo sus funciones”, dijo la autoridad.

Carrión manifestó que intereses grupales y familiares, que se sirvieron en el pasado de esta institución, pretenden hacer creer a la población de Portachuelo de que la designación de Melfy Parada fue un “nombramiento a dedo” o imposición política.  

El presidente cívico de Portachuelo, Jorge Méndez, dijo que las instituciones de ese municipio determinaron en una asamblea exigir la atención del Gobierno mediante un paro cívico y bloqueo de carreteras

"El lunes se decidió ir a un paro cívico con bloqueo de 48 horas este miércoles en caso de no tener ninguna respuesta del Gobierno. Si tenemos algún acercamiento podemos descartar la medida de presión", dijo.

Méndez negó las acusaciones del Ministerio de Educación y aseguró que no existen intereses particulares en la demanda de los normalistas. 



Comentarios