Escucha esta nota aquí

El excoronel de la Policía, Gonzalo Medina, fue trasladado la mañana de este viernes desde La Paz hasta Santa Cruz y de inmediato fue internado en la clínica Lourdes.

La razón de la salida del exjefe de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de Santa Cruz, que estaba guardando detención preventiva en el penal de Chonchocoro de La Paz, tiene que ver con problemas de salud que enfrenta.

Medina permanece detenido desde abril del año pasado vinculado a Pedro Montenegro Paz, hombre que fue extraditado a Brasil para responder por el delito de narcotráfico. 

La Dirección Nacional de Régimen Penitenciario emitió una resolución dando luz verde para que Medina sea trasladado hasta Santa Cruz, donde se lleva adelante una investigación, a instancias de la Fiscalía de Sustancias Controladas, en su contra por supuestos vínculos con Montenegro.

Además, es acusado de haber participado de acciones negligentes en el ejercicio de sus funciones por las pesquisas que lo involucran a él y a otros policías, en el atraco frustrado a la joyería Eurochronos.

La defensa de Gonzalo Medina argumenta que desde hace algún tiempo su cliente sufre graves problemas de salud y que ya existen informes médicos que fueron de conocimiento de las autoridades del Ministerio Público y de la justicia, pero que pese a ello sigue detenido sin que existan pruebas en su contra por el delito de narcotráfico.

El caso de Pedro Montenegro fue descubierto el 15 de abril del año pasado luego de que las autoridades de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico conocieran que Montenegro viajó con varios policías a Colombia para las fiestas de carnavales. 

Medina ya estuvo, desde el año pasado hasta los primeros meses del 2020, internado en la Clínica Lourdes, pero de un momento a otro fue trasladado a La Paz. En aquel momento el Gobierno dijo que había un plan para acabar con su vida.