Escucha esta nota aquí

En su homilía dominical, el monseñor Sergio Gualberti, arzobispo de Santa Cruz, pidió al Gobierno nacional atender las demandas de la marcha indígena en defensa de la tierra, que comenzó en Beni. 

"No hagamos oídos sordos y no nos quedemos callados e indiferentes ante tantas víctimas de las injusticias y de las instituciones llamadas a garantizar la paz y el cumplimiento de la ley. En estos días somos testigos de la marcha de los pueblos indígenas de nuestra región que piden el respeto a sus derechos, que cesen los avasallamientos de sus territorios y tierras ancestrales, fuente de sustento y vida para ellos y sus familias, que se escuche su clamor, en especial parte de las autoridades, respondiendo a los justos pedidos de nuestros hermanos", manifestó Gualberti. 

La peregrinación, que exige la defensa de su cultura, territorio y los derechos de los pueblos originariosempieza a mellar la salud de los marchistas que apelan a la solidaridaen busca de agua y apoyo médico.

El mensaje dominical del arzobispo también estuvo dirigido a los jóvenes, a quienes les pidió no dejarse engañar "por las sirenas del mundo consumista e individualista, que busca apagarlos y someterlos". 


Comentarios