Escucha esta nota aquí

Durante el fin de semana largo por el feriado de Todos Santos y Día de Difuntos, en el que también hubo dificultades para circular por los bloqueos, en la capital cruceña se recogió menos del 50% de la basura que se genera a diario. 

Entre el 1 y 2 de noviembre se recogió solo 1.800 toneladas de basura. Estamos empezando a regularizar el servicio”, remarcó el gerente general de la Empresa municipal de Aseo Urbano (Emacruz), Johnny Bowles. 

En días regulares en la ciudad se recogen 2.000 toneladas de residuos a diario, las que llegan hasta el vertedero en la zona de San Miguel de Los Junos.

Bowles señaló que se prevé que hasta el viernes se tendrá limpia toda la ciudad, porque se podrá regularizar la recolección domiciliaria y levantar las llantas y restos que dejaron los bloqueadores.

En un recorrido por la ciudad EL DEBER pudo verificar que en las avenidas se dejaron llantas, escombros y restos de poda que fueron colocados en las vías. Por ejemplo, entre cuarto y sexto anillo de la avenida Virgen de Cotoca se dejaron llantas en plena carretera. En la doble vía a La Guardia se las amontonó a un costado. Desde Emacruz indicaron que, por día, se prevé recoger entre 2.000 y 3.000 llantas.

“Vamos a hacer este trabajo de recojo en las avenidas. No nos queda de otra, pero lo ideal sería que la gente que ocasionó los bloqueos tenga la amabilidad de recoger tanto los palos como los escombros y la tierra.

Nosotros hacemos el recojo de las llantas todos los días, pero el tema de los escombros y de la tierra que dejaron en radiales lo vamos hacer también, aunque nos va demorar”, sostuvo.

El recojo de residuos en los mercados que generalmente se realiza a diario también fue irregular el fin de semana, por lo que ayer se retomó la frecuencia. El domingo la alcaldesa interina, Angélica Sosa, lamentó que por los bloqueos, solo el sábado, se dejó de recoger 1.300 toneladas.

Este martes también empezó la limpieza y recolección de los residuos en los camposantos. Se desplazará maquinaria para este trabajo en los 25 cementerios que tienen administración municipal. Este trabajo arrancó en el cementerio Sagrado Corazón, más conocido como La Cuchilla, donde los funcionarios lavaron desde temprano las áreas comunes. En el resto de los panteones se prepara para hacer el mismo trabajo.