Escucha esta nota aquí

En la homilía de este domingo, la iglesia católica pidió a la población no depender de lo que se posee y más bien compartir las riquezas. Además, criticó el consumismo porque promueve la cultura del descarte.

“El consumismo busca transformar todo en objeto de cambio”, señaló el monseñor Sergio Gualberti. “No respeta nada ni a nadie, desde los animales hasta los seres humanos, e incluso al mismo Dios”, sentenció.

Destacó que hacerse rico, consiste en solidarizarse con los abandonados, necesitados y descartados.

“Somos ricos ante Dios de lo que compartimos y regalamos. La verdadera solidaridad está en ser misericordiosos”, señaló.

Pidió usar los bienes materiales pasajeros para adherirse a los bienes eternos del reino de Dios. “Pero eso no significa escapar de las responsabilidades y tareas de ciudadanos del mundo, por el contrario, es asumirlas y vivirlas”, indicó.

También te puede interesar:

Comentarios