Escucha esta nota aquí

"En este tiempo de pandemia los bolivianos debemos tener como prioridad absoluta preservar la vida de todo ciudadano. Por eso, hacen falta hombres y mujeres que se unan en un bien común y pongan sus mejores talentos para vencer este mal y mirar al futuro con esperanza. No (queremos) buitres que por sus intereses políticos y económicos se aprovechan de la pandemia sin tomar en cuenta el sufrimiento de tantos hermanos", fue el mensaje que ofreció este domingo el arzobispo de Santa Cruz, Sergio Gualberti, durante la homilía dominical.

A propósito del Día del Trabajo, que se conmemoró el viernes, el pastor de la Iglesia transmitió su cercanía y aprecio a los bolivianos "trabajadores que, con su vocación, contribuyen a la obra creadora a Dios" y envió un mensaje de alimento en este momento de crisis sanitaria.

"En esta parálisis forzosa del trabajo a causa de la cuarentena los aliento a no dejarse llevar por el desánimo y la desazón, por el contrario hay que confiar en la ayuda del gran pastor que nos llama a trabajar todos por el bien común, por el bien del país", reflexionó.

Alentó, también,  a los bolivianos a dar su apoo al personal que asiste a los enfermos y reconocer su labor sacrificada. En este sentido, exhortó a que cesen las actitudes discriminatorias contra el personal de salud que lucha por salvar vidas.

Comentarios