Escucha esta nota aquí


Vehículos sin motor o secuestrados, trámites sin respaldos, excesivo número de trabajadores entre los cuales los hay sin un trabajo específico, ausencia de control en ingreso de recursos, fondos entregados a funcionarios sin documentación de respaldo, millonarias demandas en su contra y muchas otras irregularidades, son los hechos que la Comisión de Transición del nuevo Gobierno Municipal de Camiri mostró en un acto público al que asistieron representantes de OTBs y de otras instituciones.

El acto contó con la presencia del alcalde de Camiri, David AnzaldoEn la parte económica, se informó que los ingresos propios han sufrido un impacto negativo por la desconfianza de los ciudadanos al punto que, hasta el 30 de abril, sólo se recaudó el 18% de lo presupuestado, “cuando debería está por encima del 33%, señaló Luis Aguilera, miembro de la comisión de transición.




Comisión de transición presenta el informe

Por otro lado, el gobierno municipal enfrenta tres millonarias demandas por incumplimiento de pagos a contratistas y proveedores, en una circunstancia en que, la ejecución presupuestaria y las deudas institucionales, suman casi el total del presupuesto de la gestión, lo que pone a la Alcaldía en una situación de iliquidez total.

Luego de mostrar la dramática situación del municipio, la comisión sugirió varias medidas que debería aplicar el nuevo gobierno, como el análisis de los puestos de trabajo, la reducción del excesivo número de funcionarios, el relevamiento de información para la ejecución de auditorías operacionales a los sistemas de administración, auditorías especiales a los procesos de contratación de obras y proyectos y auditoría financieras a los sistemas de gestión Pública (SIGEP) y el seguro de salud integral (SICOFs).  

Varios representantes de las OTB tomaron la palabra para apoyar la  investigación sobre todos los hechos que pudieron haber afectado negativamente a la Alcaldía camireña.

Comentarios