Escucha esta nota aquí

La Gobernación de Santa Cruz, en coordinación con Control Social de la provincia Ichilo y otras autoridades, inició una campaña para ayudar a las familias que resultaron afectadas por las lluvias y el rebalse de los ríos.

Enrique Bruno, secretario de Seguridad Ciudadana de la Gobernación, junto al subgobernador Edson Ureña y la presidenta del Control Social de Yapacaní, Muriel Ríos, informaron que los pobladores necesitan colchones, frazadas, ropa, medicamentos contra las enfermedades respiratorias, cuadernos y alimentos.

Ureña comentó que debido a la lluvia muchos comunitarios tuvieron que sacar algunas de sus cosas a la carretera y dormir en sillas, pues sus casas quedaron anegadas. Algunos no han podido retornar a sus hogares, por lo que están refugiados en centros comunitarios.

Bruno, a su vez, dijo que las ayudas pueden ser depositadas en las oficinas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, ubicadas en el cuarto anillo y avenida Alemania, o de lo contrario en las oficinas de la subgobernación en Buena Vista o en el CIAT de Yapacaní, situado a cuadra y media de la plaza de esa población.

Las comunidades afectadas por la crecida extraordinaria del río Ichilo (alcanzó un nivel de 14,1 metros el fin de semana) son: Puerto Grether, Central del Norte Ichilo (distrito 10) y distrito 14 (pueblo de yuracaré-moxeño).

Comentarios