Escucha esta nota aquí

La información parcial sobre la cantidad de personal con el que cuenta la Alcaldía de Santa Cruz de la Sierra, además del gasto que implica mantener una planilla de más de 9.500 trabajadores, será investigada en la nueva gestión, de acuerdo a lo expresado por el alcalde electo, Jhonny Fernández.

El lunes se conoció que la comuna cruceña destina más de Bs 66 millones al mes por concepto de pago de salarios a funcionarios con ítem y con contratos eventuales.

“Es preocupante. Vamos a ver los números exactos. Aquí no es cuestión de decir cuánto de personal hay, sino qué hacían y qué utilidad le daban a la gestión. También revisaremos la gran cantidad de personal en algunas secretarías, algunos trabajaban y otros no”, adelantó Fernández.

La autoridad, que será posesionada en su cargo este lunes 3, señaló que se revisarán los perfiles, si eran profesionales o no y qué tipo de salario recibían, de acuerdo al cargo ocupado.

Si no nos entregan la información hasta el 3, vamos a operar a partir de la gestión que nos toca administrar y dar los números exactos para que se conozca la cruda realidad de cómo estamos recibiendo el gobierno municipal”, añadió Fernández.

Sobre el futuro de estos funcionarios, el alcalde electo dijo que se deberán adecuar al nuevo modelo de estructura en la gestión municipal.

Vamos a evaluar toda la información que nos entregaron. Luego veremos los perfiles y, finalmente, se analizarán los requerimientos de esta gestión. De que va a haber ajustes, sí, habrá”, dijo.

Contraloría y fiscalización

Manuel Saavedra, concejal electo por Demócratas, cuestionó la contratación entre enero y marzo de este año de 2.227 funcionarios en la comuna cruceña. En este sentido, pidió a la Contraloría que actúe de oficio para generar una investigación en este tema.

Ante esta situación, remarcó que es fundamental que el Concejo Municipal vuelva a asumir el rol de fiscalización, pues, según él, si los concejales salientes hubieran cumplido con sus obligaciones, estos hechos no habrían pasado.

La alcaldesa interina hizo lo que le dio la gana y ahí están los resultados, endeudados, sin plata y con gente contratada para hacer campaña”, enfatizó Saavedra.

Al respecto, el concejal electo José Alberti, de C-A, indicó que la fiscalización de los contratos de servicios, como la recolección de basura, pavimentación, entre otros, hasta 2015 será analizada en forma y fondo para luego ser debatida en el Concejo Municipal, pero que a partir de ciertas normativas aprobadas sin que exista la carta orgánica, la aprobación y firma de contratos pasó directamente a ser realizada por el alcalde Percy Fernández, concentrando el poder en el Ejecutivo municipal.

El Concejo era una molestia. Se pretendía que no se cumpla con su rol de fiscalizador. Vamos a hacer prevalecer el rol que tiene, no es posible que la gente no sepa cuánto es el precio de un metro cuadrado de pavimento o la limpieza de su plaza”, indicó Alberti.

El legislador electo adelantó que la carta orgánica es una de las prioridades de C-A para esta gestión.

Alberti anunció que hay un proyecto para la Unidad Técnica de Fiscalización con la que se pueda ver los contratos, sobreprecios, para que el ciudadano conozca cuánto es lo que se gasta en el gobierno municipal cruceño.

“Esta unidad la vamos a promover el 4 de mayo. Es un compromiso como bancada”, dijo.



Comentarios