Escucha esta nota aquí

La maquinaria municipal trabaja intensamente para mejorar la imagen de la ciudad. Ante la proximidad del Día de la Madre, el alcalde Jhonny Fernández recorre los cementerios municipales para verificar que los estén limpiando y desinfectando, pues por el Día de la Madre, cientos de personas llegan hasta los camposantos para visitar las tumbas de las difuntas mamás.

Durante el recorrido por el cementerio La Cuchilla, el alcalde recorrió los accesos y también los puestos de ventas de flores que están en el exterior del camposanto. Jhonny pidió a las floristas su colaboración para mantener limpio el lugar.

Más tajante fue su reclamo hacia la empresa que presta los servicios de aseo urbano en la ciudad, Vega Solví. "Estamos ajustando las clavijas a Solvi Vega, a la empresa que ha contratado la Alcaldía (para) que trabajen, que limpien, que desinfecten", manifestó el burgomaestre.

Un camión cisterna recorrió las calles del cementerio desinfectando las áreas accesibles mientras trabajadores de Emacruz limpiaban los pasillos. En un breve encuentro con el administrador del cementerio, Fernández enfatizó que "los cementerios tienen que estar limpios". En tono de advertencia, le recordó que "veo vendedores allá y su cabeza se juega. Un vendedor no quiero ver", dijo al funcionario.

Una actitud similar se produjo a la entrada del cementerio mientras recorría los puestos de venta de flores. "Ayuden a la ciudad", reiteró en numerosas oportunidades a las comerciantes. 

Las zonas aledañas al cementerio La Cuchillas lucían despejadas y limpias. "No quiero ver asentamientos acá", insistía y pedía la cooperación de los comerciantes. "Cuiden ustedes", recordaba. Además, les advirtió que si botaban la basura al canal o al espacio abierto, "los voy a clausurar". Para evitar eso, les recomendó guardar los desechos en bolsas hasta que llegue el camión recolector.

También mostró su lado más firme al señalar que se decomisará todo los productos que se venden en sitios no autorizados .


Comentarios