Escucha esta nota aquí

Miguel Ángel Aguilera, de 24 años, falleció a consecuencia de las heridas producidas por un proyectil de arma de fuego que permanecía en la región del cuello. Doce días estuvo la víctima hospitalizada en cuidados intensivos sin mostrar mejora alguna en su estado. Aguilera perdió la vida la tarde de este martes en el hospital Japonés de Santa Cruz de la Sierra. 

El sábado 24 de julio, cuando se retiraba de una discoteca en pleno centro de Yapacaní, Aguilera recibió el impacto de una bala. El proyectil ingresó por la región lateral izquierda del cuello, sin presentar orificio de salida, según el informe médico. 

La víctima fue auxiliada y trasladada al hospital de segundo nivel del municipio. Posteriormente fue derivada a la clínica María Inmaculada, puesto que contaba con cama disponible en terapia intensiva. 

Días después de su internación, le extrajeron la bala del cuello. La falta de recursos económicos para continuar la atención en la clínica privada alentó a la familia para pedir el traslado de Miguel Ángel al hospital Japonés de la capital cruceña.

Aguilera era padre de dos niños, un varón de 2 años  y una niña de 6 meses. El joven trabajaba de mototaxista en el mismo municipio.

Según testigos, el joven habría salido de la discoteca Paladium, ubicada en una zona céntrica del pueblo y, cuando se encontraba  a unos 200 metros de su casa, recibió el impacto de bala. Un amigo y una pareja de desconocidos trasladó al herido hasta el hospital de segundo nivel.

La pareja abandonó inmediatamente el área hospitalaria, mientras el amigo permaneció en el centro de salud y acompañó el posterior traslado de Miguel Ángel a la clínica privada.

Dentro de la investigación, la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) tomó declaraciones a las personas que auxiliaron a la víctima. También se hizo una revisión al vehículo que trasladó al joven hasta el hospital.

Las indagaciones implican también el análisis del proyectil extraído del cuerpo de Aguilera y el desdoblamiento de imágenes de cámaras de seguridad del lugar donde ocurrió el hecho. Se prevé otras pericias como la toma de muestras de absorción atómica al amigo que acompañó a Aguilera durante la madrugada en que ocurrió el hecho.

Comentarios