Escucha esta nota aquí

Khaline Moreno, candidata a diputada por Creemos, calificó como una batalla ganada la decisión del Tribunal Supremo Electoral (TSE) de abrir la posibilidad de que emitan su voto los jóvenes que cumplen 18 años hasta el 6 de septiembre.

La candidata, también exigió que el TSE se pronuncie sobre el proceso electoral que se llevó a cabo el año pasado en el cual hubo fraude de parte del Movimiento al Socialismo (MAS), el mismo que -según manifiesta- debe ser sancionado conforme lo que está estipulado en nuestras leyes bolivianas.

Andrés Oyola, de Juventudes Creemos, leyó el comunicado que emitieron sobre este tema.

“Después de las presiones y exigencias del frente Creemos y de los colectivos y jóvenes en todo el país, el Tribunal Supremo Electoral abrió hoy la posibilidad de que puedan ejercer su derecho al voto los jóvenes que cumplen 18 años hasta el 6 de septiembre”, señala la primera parte del documento.

En el documento hacen notar que, el 29 de mayo, Creemos presentó ante el Tribunal Constitucional Plurinacional una acción de inconstitucionalidad abstracta para precautelar el derecho de los jóvenes de 18 años, para elegir y ser elegidos. Hoy, el TSE comunica que se allana a respetar el derecho de los jóvenes a elegir, pero la Constitución dice “elegir y ser elegidos’. Es decir, se avanzó considerablemente, pero aún falta respetar el derecho de los jóvenes a "ser electos".

Resaltan que Creemos hizo pública su posición de que el derecho de los jóvenes de 18 años a elegir y ser elegidos, es uno de los  puntos sobre los que esa alianza sentó posición ante el TSE.

“Seguiremos exigiendo al TSE que convoque a un nuevo proceso electoral, una vez que se haya superado la crisis de la salud y, principalmente, se desmonte la maquinaria fraudulenta del MAS.