Escucha esta nota aquí

La Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn), a través de sus servicios de inteligencia detectó que el extraditable Jesús Einar Lima Lobo Dorado, salía a fiestas, especialmente a un lujoso hotel de la zona de las colinas del Urubó, cerca de su vivienda donde guardaba detención domiciliaria con escolta policial.

Los registros del organismo antinarcóticos a los que accedió EL DEBER revelan que el 22 de abril tras conocer sobre las supuestas salidas ilegales quebrantando lo impuesto por la justicia, un grupo especial de la Felcn se movilizó. 

Los policías acudieron al hotel, así como a otros lugares pero ya no encontraron al hombre, pues al parecer regresó a su domicilio minutos antes, al ser alertado por gente que le colaboraba.

Luego los agentes incursionaron en su domicilio, pero los policías de la Felcn quedaron sorprendidos, pues encontraron a Lima Lobo junto a tres de sus abogados.

Las acciones realizadas por los policías antidrogas se intensificaron hasta que la mañana de ayer Lima Lobo, de manera sorpresiva, fue extraditado a Brasil, donde desde 2017 tiene una solicitud de extradición, por delito de tráfico internacional de drogas.

El ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, confirmó la extradición al señalar que en el anterior gobierno Einar Lima Lobo, recibió protección y por eso no fue extraditado.

Junta forense emitió informe

Una junta de forenses de Santa Cruz del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF), emitió un informe que revela que el extraditable Jesús Einar Lima Lobo Dorado, gozaba de buena salud y estaba apto para viajar.

La valoración forense se cumplió en el domicilio donde Lima Lobo cumplía detención con escolta en la Urbanización Villa Bonita de las Colinas del Urubó. Hasta allí acudieron los médicos forenses para dar cumplimiento a la orden judicial, del juez Manuel Baptista.

La Sala Plena del Tribunal Supremo de Justicia emitió una conminatoria para que el juez de Santa Cruz ordene la valoración de la salud de Lima Lobo, solicitado por Brasil para que responda por tráfico internacional de drogas.

Heredero de Celimo Andrade

Lima Lobo fue detenido el 28 de septiembre de 2019 en una operación practicada por agentes de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn). La captura con fines de extradición de Lima Lobo se ejecutó en la Urbanización Villa Bonita de la zona del Urubó en Santa Cruz de la Sierra. La Policía lo aprehendió bajo la acusación de ser el líder de una organización criminal que se dedicaba al tráfico de drogas en Beni.

Fue el entonces ministro de Gobierno, Carlos Romero que junto a autoridades de la Policía y de la Felcn lo presentó como uno de los ‘pesos pesados’ del tráfico de cocaína y ‘heredero’ del poder del conocido traficante colombiano Célimo Andrade, relacionado al otrora poderoso Pablo Escóbar.

Según la Felcn, Lima Lobo dominaba territorios especialmente en las regiones de San Joaquín (Beni), pero fue solicitado en extradición con sello rojo por el gobierno de Brasil por tráfico internacional de drogas. Su caso era similar al de Pedro Montenegro que ya fue extraditado y sentenciado.

Frenaron su extradición

La sala plena del Tribunal Supremo de Justicia ordenó la extradición de Lima Lobo, luego de un análisis jurídico sobre el pedido que hizo Brasil y adjuntó pruebas. Sin embargo la defensa de Lima Lobo, argumentó problemas con su salud y pidió a la justicia reconsiderar la extradición al Brasil bajo el argumento de que no podía viajar porque necesitaba atención médica porque su vida corría peligro. Fue así que una Sala Constitucional del Tribunal de Justicia de La Paz emitió una orden y dejó en suspenso la extradición.

 La justicia ordenó la internación de Lima Lobo por problemas de salud y permaneció con escolta policial en la suite 101 de la clínica Siraní desde el 20 de diciembre de 2019 hasta marzo de 2020.

Luego otro fallo judicial favoreció a Lima Lobo con arresto domiciliario y escolta en su casa, evitando ser trasladado a la cárcel de Palmasola.

La Felcn registra que también se interrogó a los policías escoltas de Lima Lobo que negaron la salida de su arresto domiciliario, pero al existir dudas hay una investigación abierta.


Comentarios