Escucha esta nota aquí

La desgracia por los incendios forestales que azotan la región cruceña han despertado la solidaridad de la gente. Con el fin de que la ayuda no se disperse y llegue donde más se lo necesita, se pide acudir a los puntos de acopio oficiales, entre ellos el Centro de Operaciones de Emergencia Departamental (COED), dependiente de la Gobernación cruceña, que está ubicado en el cuarto anillo y avenida Alemania.

El COED tiene personal permanente que recibe las donaciones y las canaliza a través de las brigadas que se desplazan a las distintas zonas afectadas.

Dicho centro publica una lista con las necesidades, que es pegada en el ingreso de dicho edificio, la cual es actualizada en función a las prioridades de los afectados, además de los bomberos y voluntarios que trabajan en el control del fuego.

La secretaria de Desarrollo Humano de la Gobernación cruceña, Paola Parada, indicó que se precisa principalmente alimentos no perecederos, medicinas y herramientas contra el fuego.

Personal de dicho centro no está autorizado para recibir donaciones económicas, es decir, dinero en efectivo, por lo que cualquier colaboración debe ser en alimentos, medicinas o herramientas.

Los otros centros de acopio oficiales que están operando con el fin de canalizar la ayuda a los afectados son el del Comité pro Santa Cruz (calle Cañada Strongest) y el de la Alcaldía cruceña, que habilitó las oficinas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, ubicadas en el primer anillo y avenida Cañoto (exterminal de buses). El Cepad también gestiona ayuda para los afectados.

Lo que más se necesita

Son varios los artículos necesarios, algunos de ellos muy urgentes. Para el consumo humano son imprescindibles alimentos no perecederos, sobre todo, enlatados. Para los afectados con el humo y los incendios necesitan colirio, gasas, agua oxigenada y otros. Los voluntarios que trabajan para sofocar el fuego precisan picotas, motosierras, palas, machetes, linternas y pilas.

Tags