Escucha esta nota aquí

Agentes policiales del Distrito Policial 4 (DP-4), cuya jurisdicción comprende los barrios Urbarí, Sirari, el sector del cordón ecológico del Piraí y otras áreas, han intensificado su labor de patrullaje para frenar ola de robos cometidos especialmente por gente en situación de calle.

Ante una serie de denuncias de robos en viviendas e incluso en algunas oficinas (públicas y privadas), el comandante del DP-4, coronel Neil Hurtado, informó de que en esta época de cuarentena personas en situación de calle y tóxicodependientes cometen robos.

Hurtado indicó que se han hecho numerosos controles y pesquisas, en las que se detuvo a los autores que fueron llevados a procesos, pero las autoridades judiciales no saben qué hacer porque en realidad representan un drama social por su dependencia de las drogas.

De todas maneras, la autoridad aseguró que se intensificarán los controles ante reiteradas denuncias de vecinos afectados por los saqueos de sus bienes.

Comentarios